Puerto de Algeciras La naviera CMA CGM: una inversión para la estabilidad en tiempos de incertidumbre

  • TTI Algeciras recibirá 13,5 millones en mejoras que comenzarán a principios de 2021, en cuanto culmine la entrada en el accionariado de la tercera naviera mundial  

  • La Autoridad Portuaria plantea una ocupación progresiva de la Fase B de Isla Verde Exterior para acomodar el crecimiento previsto de la actividad

Descarga de un contenedor en un buque en TTI Algeciras. Descarga de un contenedor en un buque en TTI Algeciras.

Descarga de un contenedor en un buque en TTI Algeciras. / Erasmo Fenoy

La entrada de la naviera CMA CGM como socio estratégico en el accionariado de la segunda terminal de contenedores del Puerto de Algeciras, la terminal de TTI Algeciras, supone un respaldo vital e inversiones para el futuro de la dársena del Estrecho. Más aún en unos tiempos en los que los cimientos de la economía mundial se han visto sacudidos por la pandemia de coronavirus

Las cifras de actividad y negocio sitúan año a año a los muelles algecireños como uno de los principales motores para el empleo y el comercio exterior de Andalucía. Ahora, con esta operación societaria que prevé estar ultimada a finales de año, el papel del Puerto se refuerza.  

CMA CGM es desde hace tiempo el principal cliente de TTI Algeciras. Aporta un 76% de los movimientos de la terminal semiautomática por la que se despachan cada año casi un millón de contenedores. En lo que va de 2020, la actividad ha crecido un 6% aún con las dificultades de la pandemia. Y en 2019 el crecimiento fue de un también destacable 8%.

La multinacional con sede en Francia, tercera naviera mundial por volumen de negocio y actividad, además de ser cliente ahora pasa a ser copropietario e inversor de las instalaciones junto con Hyundai Merchant Marine, otro de los gigantes del tráfico global de mercancías. Y también allana el camino hacia una de las aspiraciones principales de la Autoridad Portuaria de la Bahía de Algeciras, la futura explotación de la Fase B del muelle de Isla Verde Exterior, los terrenos contiguos a los de la terminal semiautomática. 

"Esta operación aporta estabilidad para la actividad del Puerto. La competencia internacional es fuerte en los principales hubs del Mediterráneo. Además, debe ser vista en el contexto actual de la pandemia en el que ha resultado fundamental la capacidad de TTI Algeciras y del Puerto de atraer inversión internacional", valora el presidente de la Autoridad Portuaria de la Bahía de Algeciras (APBA), Gerardo Landaluce. El máximo responsable de la administración de la dársena insiste en que supone "la noticia económica del año" para el puerto algecireño. 

Landaluce resalta que se trata de la primera inversión de CMA CGM en una terminal española. Lo que concederá a la comunidad portuaria, tanto para sus trabajadores como para su extenso tejido empresarial auxiliar y de servicios, una garantía de actividad en las instalaciones. "El mundo del transbordo del contenedor es muy exigente. La operación de CMA CGM aportará estabilidad de tráficos. Algo fundamental en un ámbito como el de la estiba, donde el escenario laboral comienza a despejarse con la firma del quinto acuerdo marco", agrega Landaluce.  

En la terminal, la llegada del nuevo socio supone la culminación de tres años de negociaciones, según detalla Alonso Luque, consejero delegado de TTI Algeciras. "Se refuerza la estructura societaria con dos navieras muy potentes. Algo que para el Puerto de Algeciras supone una garantía para las terminales. Las navieras invierten en tierra para garantizarse que la cadena logística no se pare en el puerto, sino que continúe en tierra. El tráfico de carga local supone ya un 13% en Algeciras, hasta hace pocos años muy condicionado por el transbordo", reflexiona Luque. 

Inversiones, mejoras y competencia

CMA CGM viene a poner dinero sobre la mesa para mejorar la infraestructura de la terminal, en su día pionera en el Mediterráneo por su grado de semiautomatización. Alonso Luque avanza que en cuanto quede cerrada la integración de CMA CGM en el capital y la refinanciación se pondrá en marcha un ambicioso paquete de mejoras valorado en 13,5 millones de euros

El proyecto abarca el recrecido de cinco de las ocho grúas para atender a portacontenedores más grandes. También está prevista la llegada de nuevos equipos al patio, con dos nuevas grúas shuttle carrier, y sistemas informáticos más modernos.

"El recrecido de las grúas permitirá la llegada de la nueva generación de barcos de Hyundai, como el HMM Algeciras. Estos buques de 24.000 contenedores se sumarán a partir de mediados de 2021 a los megabuques de CMA CGM que ya escalan aquí. Ambos socios tendrán entonces una presencia destacada en su terminal y redundará en un incremento de la actividad. Los socios van a mirar por el futuro de su terminal", enfatiza el consejero delegado de TTI Algeciras.

Las grúas de TTI Algeciras. Las grúas de TTI Algeciras.

Las grúas de TTI Algeciras. / Erasmo Fenoy

El efecto de estas infraestructuras supondrá igualmente un refuerzo frente a la competencia de las terminales marroquíes de Tánger-Med, donde el tráfico de contenedores se disparó en 2019 un 38% tras la entrada en servicio de nuevas terminales. CMA CGM también participa en la otra orilla del Estrecho en la terminal 2, operada por Eurogate

"El Estrecho de Gibraltar se consolida como un punto estratégico de las grandes cadenas de suministro y distribución europeas e intercontinentales, donde Algeciras desempeña un papel destacado, si bien los operadores buscan estar en ambos extremos del Estrecho", apunta Landaluce. 

La operación

Los propietarios de TTI Algeciras llevaban tiempo buscando un socio estratégico con el que reforzar su accionariado. Hyundai Marine Merchant (HMM) y CMA CGM anunciaron a los mercados el acuerdo el pasado agosto tras años de negociaciones.

Hyundai ha pactado la venta a CMA CGM de una participación del 50% menos una acción en TTI Algeciras. Las acciones de TTI Algeciras son a su vez propiedad de HMM y HT Algeciras, una sociedad de propósito especial controlada por HMM. 

La naviera surcoreana acordó desprenderse su participación directa, aunque mantendrá su condición de accionista mayoritario a través de HT Algeciras. Las cifras exactas no han sido reveladas, si bien los medios especializados la valoraron el pasado verano en unos 42,1 millones de euros.

La transacción, sujeta a la aprobación de las autoridades regulatorias, prevé estar completa en el cuarto trimestre de 2020. Ya tiene el visto bueno del Consejo de Administración de la APBA y faltan procesos ante Competencia, entre otras entidades. 

Estiba

El sector de la estiba es otro de los elementos que entran en escena en la operación. "Dentro de los trámites pendientes, además de autorizaciones bancarias y de Competencia, también debe negociarse con el sector de la estiba las condiciones. La estiba es un factor muy importante para la actividad y para el coste por unidad frente a la feroz competencia de Tánger-Med, Sines (Portugal) y Malta", enumera Luque.

Un estibador en una de las grúas de TTI Algeciras. Un estibador en una de las grúas de TTI Algeciras.

Un estibador en una de las grúas de TTI Algeciras. / Erasmo Fenoy

Este proceso negociador comenzará próximamente con los sindicatos. "Es necesario bajar el coste por unidad para mantener la competitividad", insiste el consejero delegado.

La Fase B

El horizonte de futuro de TTI Algeciras está marcado por la Fase B de Isla Verde Exterior. La adjudicación de los terrenos contiguos a la terminal de contenedores suponen uno de los principales retos para el Puerto de Algeciras porque de su gestión dependerá, en gran medida, el crecimiento de la actividad en los muelles para las próximas décadas. La ampliación del Puerto para acoger más contenedores (30,5 hectáreas) lleva varios años construida pero pendiente de cristalizar.

La Autoridad Portuaria sacó a concurso los terrenos en agosto de 2016, con una concesión de 50 años y un canon anual de ocupación de 1,74 millones de euros, más las tasas por actividad. El concurso tuvo varias ampliaciones del plazo, hasta cinco, hasta que la administración portuaria decidió en enero de 2018 no aplicar nuevas prórrogas y declararlo desierto.

Los terrenos de la Fase B de Isla Verde Exterior y la terminal de contenedores. Los terrenos de la Fase B de Isla Verde Exterior y la terminal de contenedores.

Los terrenos de la Fase B de Isla Verde Exterior y la terminal de contenedores. / Erasmo Fenoy

Fue así hasta que TTI Algeciras mostró durante el verano de 2018 su interés por ampliar su terminal semiautomática explotando estos terrenos contiguos a las instalaciones. Una opción preferente que tenía al inicio de su actividad pero que no ejerció en su momento y por la que la Autoridad Portuaria puso en marcha el fallido concurso de 2016. Ante esa intención, el consejo de administración de la Autoridad Portuaria aprobó en julio de 2018 las condiciones básicas ofrecidas a la compañía para este plan de ampliación para las instalaciones portuarias.

"El marco de trabajo está centrado en la Fase A. Aunque si analizamos la proyección de actividad de TTI Algeciras, con el crecimiento del 6% en lo que va de año, los volúmenes aconsejarían ya una incorporación por etapas de los terrenos de la Fase B. Trabajamos desde la APBA en esa línea, para que TTI Algeciras tenga tamaño de terminal y de atraque. Ambos son dos factores para la competitividad", reconoce Landaluce. 

La mejora del ferrocarril vuelve a plantearse como una de las debilidades del Puerto a la hora de incrementar su penetración en su ámbito de influencia (hinterland). Aún con el récord de 500 trenes despachados en lo que va de año, la escasa longitud de los convoyes por las limitaciones del tendido entre Algeciras y Bobadilla requiere de una llamada de atención a Bruselas. 

"Nos falta que se materialicen las decisiones de inversión que necesita el Puerto en materia ferroviaria. El papel que están desempeñando los puertos ante la pandemia bien merecen un apoyo de Bruselas y de Madrid para las infraestructuras terrestres. Para asegurar la intermodalidad del transporte. El tren es vital para aprovechar al máximo la alta conectividad de Algeciras", recalca el presidente de la APBA.

TTI Algeciras, una década de crecimiento

La historia de la segunda terminal de contenedores del Puerto de Algeciras está marcada por la innovación y el crecimiento. TTI Algeciras es titular de la concesión de la terminal de contenedores semiautomática de Isla Verde Exterior desde julio de 2008. En ella opera desde 2010, convirtiéndose entonces en la primera terminal semiautomática del Mediterráneo y el Sur de Europa y en un espejo en el que en esta década se han mirado y siguen mirando muchos de los puertos que buscan dar el paso en automatización.

TTI Algeciras comenzó a funcionar bajo el paraguas de la entonces potentísima naviera surcoreana Hanjin Shipping, todo un coloso del sector. Y fue así hasta la quiebra del gigante del mar, en agosto de 2016. Sus barcos, que habían desfilado durante años por Algeciras, quedaron paralizados por todo el mundo evidenciando el estallido de una crisis que hasta el momento había permanecido latente en el seno de la compañía. 

Aunque Hanjin había auspiciado la terminal, desde 2015 mantenía solo una participación del 25% mientras que un consorcio compuesto por IBK Securities y Korean Investment Partners poseía el 75% restante. Tras la entrada de Hanjin Shipping en concurso de acreedores, Hyundai Marine Merchant planteó a finales de noviembre de 2016 su intención de hacerse con la totalidad del capital y, por tanto, el control de la instalación en un puerto clave, el de Algeciras, para el tráfico mundial de mercancías.

Ahora, este nuevo movimiento empresarial abre una "gran oportunidad" para la generación de actividad y empleo en el Puerto de Algeciras. "Desde la APBA tenemos esa apuesta para combatir el desempleo con puestos de trabajo estables y de calidad. Trabajamos por ello", concluye Landaluce. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios