Entrevista | Juan Lozano, presidente de la Mancomunidad de Municipios del Campo de Gibraltar "Ninguna bandera nos da de comer, espero que no sea ese el problema con Gibraltar"

  • La negociación sobre el encaje de Peñón en la UE representa a su juicio "un momento histórico en el que podemos resolver un problema que en 300 años no hemos sido capaces de solucionar"

  • "Me preocupa la posición de Reino Unido porque se ha salido del guion previsto, aunque quiero ser positivo", advierte

Juan Lozano, en su despacho, durante la entrevista. Juan Lozano, en su despacho, durante la entrevista.

Juan Lozano, en su despacho, durante la entrevista. / Erasmo Fenoy (Algeciras)

-El Brexit le ha dado a la Mancomunidad baza como interlocutor en el debate sobre los términos del acuerdo entre España y Reino Unido sobre Gibraltar.

-Es así. Somos interlocutores permanentes con otras administraciones, particularmente con dos ministerios, el del Interior y el de Asuntos Exteriores, por el tema del narcotráfico, que se nos había ido de madre, y por Gibraltar y el Brexit. La Mancomunidad está en las reuniones del Brexit y ha recuperado el espacio que había perdido. Quiero aprovechar la ocasión para recordar la memoria de Antonio García Ferrer, jefe de la Oficina de Gibraltar del Ministerio de Asuntos Exteriores, quien tan buena labor hizo y con quien traté a menudo a lo largo del último año. Era una persona que siempre buscaba el consenso y las buenas relaciones entre España y Gibraltar. Le vamos a echar mucho de menos.

-Usted forma parte de la mesa en la que España y Reino Unido negocian el futuro encaje de Gibraltar en la UE y, particularmente, de su relación con el Campo de Gibraltar. ¿Qué sensaciones tiene al respecto?

-Tengo mucha preocupación por las declaraciones del Gobierno de Reino Unido en las que dice que el acuerdo de salida no lo va cumplir en su totalidad. Si está pactado algo es para cumplirlo al cien por cien. El hermetismo en la negociación es importante porque cualquier desliz puede hacer que todo se vaya al garete. Hasta hace bien poco había buenas sensaciones, empezando por la voluntad de llegar a un acuerdo por parte de Gibraltar.

"En Gibraltar también son partidarios de la creación de una zona de prosperidad compartida, como la apuntada por el presidente del Gobierno"

-¿Es posible que algunos de los acuerdos ya cerrados sobre Gibraltar se apliquen aunque Reino Unido acabe de romper la baraja? Me refiero, por ejemplo, al tratado fiscal que dará más transparencia a las finanzas del Peñón.

-No me atrevería a decirlo. Gibraltar forma parte de Reino Unido y está sujeto a esas negociaciones. Espero y deseo que las negociaciones que se han retomado estos días atrás lleguen a buen puerto. El Ministerio de Exteriores se ha reforzado en el Campo de Gibraltar con la presencia de Juan José Sanz como delegado, con un perfil negociador.

-¿Y a la parte gibraltareña, cómo la ve?

-En los contactos que hemos tenido con ellos siempre hemos visto interés por llegar a acuerdos productivos. Ellos también son partidarios de la creación de una zona de prosperidad compartida, como la apuntada por el presidente del Gobierno. Para eso tiene que haber cooperación.

"Lo que más le importa al Gobierno de España son sus ciudadanos, lo cual no quiere decir que sea a costa de nadie o de ponerle el pie en el cuello a nadie"

-¿Es posible una zona de libre tránsito? ¿Y a cambio de qué? Se comenta que Gibraltar se niega a que haya presencia policial española en el Peñon.

-Ese es uno de los temas que están en discusión y que parece haber roto el clima de diálogo que existía, pero confío en que haya un acuerdo. No sabemos todo lo que se está hablando, tan solo vemos la puntita del iceberg. Me quedo con que el Gobierno de España quiere dar una solución a las relaciones con Gibraltar y Reino Unido y a que el Gobierno de España quiere que esta sea una zona de prosperidad para los ciudadanos a uno y otro lado de la Verja. Lo que más le importa al Gobierno de España son sus ciudadanos, lo cual no quiere decir que sea a costa de nadie o de ponerle el pie en el cuello a nadie. Espero que la bandera no sea el problema porque con eso no comemos nadie, eso lo tengo claro.

-¿Se refiere a esa que tiene usted a sus espaldas, la española, o la de Reino Unido?

-A todas: ninguna nos da de comer. Las relaciones humanas entre los campogibraltareños y los gibraltareños siempre han sido muy buenas, las familias están muy relacionadas y Gibraltar es un pueblo más. Estamos en un momento histórico en el que podemos resolver un problema que en 300 años no hemos sido capaces de solucionarlo. ¿Cuál es la alternativa? ¿Más paro y más problemas a uno y otro lado? Me preocupa la posición de Reino Unido porque se ha salido del guion previsto, aunque quiero ser positivo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios