España

Embargan la vivienda de Mas por no hacer frente a la fianza del 9-N

  • El PDeCAT califica la decisión contra el ex 'president' y los ex 'consellers' Ortega, Rigau y Homs de "persecución política"

Artur Mas. Artur Mas.

Artur Mas. / EFE

El Tribunal de Cuentas ordenó el embargo preventivo de inmuebles del ex presidente de la Generalitat Artur Mas y de las ex conselleras Joana Ortega e Irene Rigau después de que concluyera el plazo que les dio para hacer frente a una fianza de 5,25 millones que debían depositar mientras se estudia su presunta responsabilidad contable por los gastos generados en la consulta popular del 9 de noviembre de 2014.

Según fuentes de la defensa de los ex dirigentes políticos, los bienes embargados se designaron y pusieron voluntariamente a disposición del tribunal como garantía por Mas, Ortega, Rigau, el ex consejero Francesc Homs y el ex senador Vilajoana.

El Tribunal de Cuentas ordenó concretamente el embargo del domicilio de Mas en el calle Tuset de Barcelona, de la mitad de un inmueble de Homs en Taradell (Barcelona) y de las fincas de Joana Ortega en Barcelona y de Rigau en Ribes de Fresser (Gerona), según las mismas fuentes. También se embargará una propiedad de Vilajoana.

La defensa afirma que Mas y sus ex colaboradores están "absolutamente disconformes" con la liquidación fijada por entender que no ha habido infracción contable. En este punto los abogados aluden a un total de 3,1 millones de euros que se les reclaman por el valor de unos ordenadores que están en poder del Departamento de Enseñanza y siguen por lo tanto afectos a un servicio público.

El último pago, por valor de 144.588 euros, lo realizaron los ex dirigentes catalanes el pasado 23 de noviembre. Con este depósito, el ex presidente de la Generalitat y sus ex consellers ya habrían abonado 2.944.588 euros de la totalidad de la fianza, aunque aún les quedaba por abonar una parte que fue asegurada este martes mediante el embargo preventivo de los inmuebles antes señalados.

Inicialmente, el órgano fiscalizador había dado de plazo hasta el pasado 16 de noviembre para la realización del depósito, si bien los abogados de los ex mandatarios solicitaron una prórroga que finalmente no fue concedida, procediendo el Tribunal de Cuentas a embargar los inmuebles señalados como garantía.

El portavoz del PDeCAT en el Senado, Josep Lluís Cleries, aseguró que la puesta en marcha el procedimiento para embargar provisionalmente la casa de Mas se trata de "persecución política en toda regla". En declaraciones en los pasillos de la Cámara Alta, Cleries expuso que esta decisión del Tribunal de Cuentas "está fuera de lugar" y sugirió que se busca que la sociedad catalana reaccione.

El senador del PDeCAT enmarcó esta decisión en una serie de actuaciones contra el ex presidente Mas o los ex consellers que superan "todo lo esperable de una democracia". "El Gobierno sólo quiere persecución política y hacer daño a sus familias y a su patrimonio", resaltó. El senador insistió en que este embargo es "inaguantable" y "no tiene sentido" hacerlo efectivo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios