'caso gürtel'

El Supremo cita al tesorero del PP como imputado

  • Luis Bárcenas deberá declarar ante el juez el próximo día 22. También ha sido citado el 23 de julio el diputado popular Jesús Merino.

Comentarios 15

El magistrado del Tribunal Supremo, Francisco Monterde, que instruye el caso Gürtel, ha citado a declarar al tesorero y senador del PP, Luis Bárcenas, y al diputado del mismo partido, Jesús Merino, los días 22 y 23 de julio, respectivamente. El juez ha decretado el secreto de las actuaciones tras recibir del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) los testimonios de diversas actuaciones referidas a ambos aforados.

El juez Monterde, que investiga a los aforados Luis Bárcenas y Jesús Merino en el marco del caso Gürtel, ha citado a declarar a ambos dirigentes del Partido Popular, tras conocer los testimonios que ha remitido el TSJM. El miércoles 22 de julio, comparecerá el tesorero y senador del PP Bárcenas, mientras que el jueves 23 será el turno para Merino. Esta decisión se produce sin necesidad de tramitar suplicatorios a las Cámaras correspondientes, dado que tanto Bárcenas como Merino han decidido comparecer de forma voluntaria ante el Alto Tribunal.

El pasado lunes, Monterde hizo público un comunicado en el que explicaba que, una vez analizado los documentos y testimonios que le había remitido el TSJM, decidiría sobre la petición de los dos aforados "para declarar en concepto de imputados provisionales, ejercitando su derecho de defensa", y sin prejuicio de los previsto en la Constitución "sobre solicitud de suplicatorio a las Cámaras, necesaria para los casos de imputación definitiva mediante inculpación o procesamiento".

En esa misma fecha, Monterde anunció que comenzaría el proceso de diligencias previas (fase de investigación del procedimiento abreviado) contra los dos aforados en el Senado y en el Congreso de los Diputados. Aunque insistía en la necesidad de tramitar los suplicatorios, no se opuso a la petición de ambos aforados de declarar voluntariamente ante el magistrado instructor, según lo previsto por el artículo 118 bis de la Ley de Enjuiciamiento Criminal.

En manos del instructor

El pasado 25 de junio el Tribunal Supremo admitió la investigación de los aforados en la presunta trama corrupta ligada al empresario Francisco Correa y dejó el resto de la investigación al Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM).  

Respecto de Bárcenas, el Supremo afirmaba en su auto que las anotaciones existentes en los documentos intervenidos en el registro del piso perteneciente a la red de Correa y las que resultan de la contabilidad intervenida "son indiciariamente expresivas de la recepción de cantidades económicas, también del abono de un viaje turístico" del aforado, al que, destaca, "se identifica con su nombre, con las iniciales de su nombre y apellido, con su apellido o con la expresión Luis el cabrón empleada en la causa.  

Respecto de Merino, "los indicios sobre la realidad de las percepciones resultan de una doble fuente", según el alto tribunal: la documentación intervenida en el registro domiciliario de la trama y un soporte informático con la contabilidad oculta del grupo de empresas que se identifica como 'grupo Correa, "en referencia a quien parece ser el principal responsable de un entramado de sociedades y empresas que son investigadas por su participación en la obtención irregular e ilícita de contrataciones de las administraciones públicas y organizaciones, así como entrega de dinero a funcionarios y operación de blanqueo de dinero y otros ilícitos que se investigan en el TSJM". 

Pertenencia y blaqueo

Sobre otros delitos apuntados por la exposición motivada que fue remitida al Supremo por el instructor del caso en el TSJM, Antonio Pedreira, como son la pertenencia o participación en las conductas del entramado de empresas y su participación en el desvío de fondos típico del blanqueo de dinero, el Supremo considera que aún no hay datos concretos que permitan esta imputación.

No obstante, advierte que si tanto Pedreira como Monterde encontrasen nuevos indicios en este sentido "lo deberán participar a esta Sala para acordar lo procedente". Respecto del eurodiputado Gerardo Galeote, el Supremo rechazó su competencia porque perdió su condición de aforado al constituirse el nuevo Parlamento Europeo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios