Deportes

LeBron acapara los focos en Hollywood

  • La nueva estrella de los Lakers perfila varios proyectos cinematográficos con su productora

LeBron James y su hijo. LeBron James y su hijo.

LeBron James y su hijo. / MIKE NELSON / efe

La llegada de LeBron James a Los Ángeles (California) no sólo devolverá el foco mediático a los Lakers, sino que propiciará una relación más cercana del jugador con la industria de Hollywood, con la que lleva años perfilando proyectos a través de su productora, SpringHill Entertainment.

El fichaje de LeBron es la noticia del año en la NBA. Para algunos se trata del mayor movimiento que ha visto la liga en la última década, e incluso en lo que llevamos de siglo, junto con su primer adiós a Cleveland rumbo a Miami y la adquisición de Kevin Durant por parte de los Golden State Warriors.

Pero su incursión en Hollywood se viene gestando desde 2013, cuando cofundó junto a su amigo Maverick Carter la citada productora. James y Carter lanzaron en 2014 la serie Survivor's Remorse, emitida en la cadena Starz. Un año después produjeron el documental sobre deportes Becoming para Disney y probaron suerte con la serie de animación The LeBrons y el show para la NBC The Wall.

La toma de contacto más directa con el cine fue a través de la comedia Trainwreck (2015), en la que sorprendió a propios y extraños con su naturalidad -rechazó tomar clases de actuación- codeándose con estrellas del género como Amy Schumer o Bill Hader.

El jugador, que de pequeño soñaba con ser actor, ha prometido que seguirá llevando a cabo pequeñas intervenciones de ese estilo, y a buen seguro que llegarán gracias a la jugada maestra de su productora, que firmó un acuerdo en 2015 con Warner Bros para desarrollar distintos proyectos.

El nuevo jugador de los Lakers ya dijo que una de sus grandes pasiones es conectar con sus fans y contar historias "con significado". "Amo el cine y estoy deseando ver qué ideas surgen con Warner", apuntó.

Pero sin duda, la gran apuesta que tienen entre manos es la secuela de la cinta de animación y acción real Space Jam, que protagonizó Michael Jordan en 1996 junto a jugadores como Larry Bird, Charles Barkley o Patrick Ewing.

Y de uno que llega para ilusión de todos a otro que dice adiós. Se trata de Tony Parker, que no completará su brillante carrera profesional en los San Antonio Spurs, después de decidir firmar como agente libre por dos años con los Charlotte Hornets.

Parker, que lleva toda su carrera en la NBA (17 años) con los Spurs, valoró que la oferta de dos temporadas y 12 millones de euros de los Hornets, equipo en el que milita Willy Hernangómez, era la mejor para su futuro.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios