Real Balompédica Linense El Municipal de La Línea no tendrá visera ni focos en los próximos meses

  • El Ayuntamiento deja en suspenso las obras de mejora del recinto

  • El Consistorio baraja equipos de luz móviles si la Balona alcance una ronda relevante de la Copa

Panorámica del estadio Municipal de La Línea Panorámica del estadio Municipal de La Línea

Panorámica del estadio Municipal de La Línea

El Ayuntamiento de La Línea no realizará inversiones en el estadio Municipal en los próximos meses, lo que se traduce en que no acometerá la reconstrucción del voladizo de Tribuna ni instalará un nuevo sistema de iluminación artificial. El Consistorio ya baraja la posibilidad de alquilar equipos ex profeso en el caso de que la Real Balompédica Linense alcance una eliminatoria relevante en la próxima edición de la Copa del Rey, para la que está clasificada.

La crisis sanitaria y económica generada por el Covid-19 (coronavirus) había dejado en suspenso la reclamación por parte de la Balona y de sus aficionados de que se acometieran mejores en el maltrecho estadio Municipal de La Línea, sin visera desde que una advertencia de los técnicos obligase a derribarla en enero de 2019 y sin focos desde que el Borrasca Elsa derribase uno de ellos en diciembre de ese mismo año. El Ayuntamiento, alertado por este hecho, retiró los tres restantes poco después.

Durante el parón que ha sufrido la ciudad –como todas- durante la pandemia provocada por el coronavirus el Ayuntamiento, aunque con algún parón de por medio, ha seguido adelante con las obras de remodelación y mejora tanto de la Plaza de Toros como del Museo Cruz Herrera, pero no ha iniciado la instalación de la nueva visera, a pesar de que en su día el concejal Juan Antonio Valle había vaticinado que las obras estarían finalizadas el pasado mes de enero, es decir, mucho antes de que arrancase la pandemia. Como es obvio, el plazo está más que superado.

Juan Franco: "La situación del estadio no va a variar en los próximos meses"

El alcalde de La Línea, Juan Franco, es tajante al referirse a este asunto. “La situación del estadio no va a variar en los próximos meses”, sentencia. Al cuestionarse si se refería solo a la iluminación artificial o también a esa obra tan esperada de la visera, insiste: “No vamos a invertir en el estadio en los próximos meses”.

La primera autoridad municipal tiene previsto mantener en breve –posiblemente la semana próxima- una reunión con el presidente de la Real Balompédica, Raffaele Pandalone, al que espera detallarle todos los asuntos relacionados con el Municipal y el tan cacareado proyecto del nuevo estadio, que si, como todo indica, supone que el  nuevo estadio ocupa la ubicación del actual, no necesita esperar a la aprobación del futuro PGOU.

Es muy posible, por lo tanto -aunque no deja de ser una especulación- que el alcalde se muestre remiso a realizar más inversiones en el recinto deportivo que está en pie desde 1969 porque está convencido de que el nuevo comenzará a construirse en un plazo razonable de tiempo.

 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios