Provincia

El alcalde de Barbate se aferra en sacar a su pueblo de la grave crisis que está atravesando

  • Los sindicatos vuelven a la actividad laboral tras abonarse otra nómina pendiente

El alcalde de Barbate, el socialista Rafael Quirós se encontró ayer cara a cara con los casi 310 empleados municipales del Ayuntamiento a los que informó del pago inminente de una nueva nómina, la del mes de agosto al recibir un ingreso de 540.000 euros de la empresa Agua y Gestión con la que se mantiene un litigio en los juzgados.

Quirós, se dirigió a sus empleados, a los que valoró su profesionalidad y aguante en esta situación, y a los que dio algunos avances de los proyectos que el Consistorio tiene pendientes de realizar, muchos de ellos relacionados con el urbanismo, para hacer caja.

Así el regidor municipal avanzó que la aprobación del Plan de Ordenación del Territorio (POT) de la Janda posibilitará la aprobación del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU), lo que permitirá la creación de un parque eólico en Algar, con el que se pretende pagar otra nómina. También se tiene pendiente otra gestión con la Junta para que les adelanten su aportación del próximo año.

El alcalde se lamentó de que su pueblo lleve 20 años de atraso con respecto a otros municipios, pero se sigue trabajando para que se pague por la servidumbre del 80% del territorio repartido un 40% entre el Campo de Adiestramiento que la Armada Española posee en la Sierra de El Retín y el otro 40% por el Parque Natural de la Breña, que "ahora estamos reivindicando aunque nos digan que es muy tarde". A lo que añadió, "cuando vengan a hacer maniobras iremos allí a darle por culo a esa gente, ni como sindicatos, ni como Ayuntamiento, sino como barbateños".

Quirós también dijo que está pendiente la firma de cesión de 20 hectáreas en El Retín para una piscifactoría, está pendiente con el POT de la Janda el desarrollo de Trafalgar, El Bujar, Montenmedio y Bogaris. Aunque las palabras del alcalde pretendieron ser convincentes, no lo fueron del todos los presentes. Una trabajadora exclamó "muchas cosas pendientes, pero yo dinero en mí casa no tengo para comer".

Quirós recordó la deuda que mantiene el Consistorio de 60 millones de euros y la reducción de gastos que tuvieron que acometer desde su llegada al gobierno local hace 10 años en alquileres, luz, teléfonos, combustible y materiales. En este sentido apuntó que se han reducido unos 80 puestos de trabajo mediante prejubilaciones en los últimos años, a la vez que recordó que cuando llegaron ya se debían 25 millones de euros a la Seguridad Social, y se le debían ocho millones de euros a la empresa de basuras, una deuda ésta última por la que le han impuesto una multa de 600 euros que ha tenido que abonar de su bolsillo.

El alcalde dijo a los presentes que no comparte la medida tomada por el Ayuntamiento de Los Barrios de echar gente a la calle, "no nos da la gana, ya que estamos intentando no tomar medidas drásticas".

Los sindicatos por su parte valoraron ayer el ingreso de esta nueva nómina con la suspensión de la asamblea permanente prevista para hoy jueves. A la vez que recordaron que hay otras dos pendientes por lo que seguirán con las movilizaciones cada mañana a las puertas del Consistorio de 10:00 a 10:30 horas.

03597591

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios