Algeciras CF

Juan Serrano patenta su cañón

  • El canterano de 20 años se convierte en el pichichi del Algeciras con tres dianas

  • "Hay que disfrutar de esta dinámica", dice el algecireño, especialista en chutar desde fuera del área

Juan Serrano festeja, abrazado por Robin, su gol al Cádiz B. Juan Serrano festeja, abrazado por Robin, su gol al Cádiz B.

Juan Serrano festeja, abrazado por Robin, su gol al Cádiz B. / ACF

Los equipos de Segunda B ya empiezan a saber cómo las gasta Juan Serrano. Si el algecireño merodea por el área con el balón y le concedes medio metro, pone la mirilla y dispara. El canterano se erigió en protagonista de la victoria del Algeciras CF ante el Cádiz B, la sexta seguida de los albirrojos, y se ha convertido en el pichichi del líder invicto del grupo IV-A. Tres goles en siete partidos para un debutante de 20 años.

Juan Serrano ha derribado la puerta en el Algeciras por completo. Lo hizo casi desde el primer día, desde que Salva Ballesta lo invitó a entrenarse con el primer equipo en la pretemporada y maravilló con un golazo ante el Ceuta. El centrocampista ha ido creciendo a una velocidad trepidante, se ha afianzado como titular en el mejor conjunto de la categoría y ha rubricado tres goles tan bonitos como importantes. Todo, sin hacer ruido, únicamente con el estruendo de las palmas que han provocado sus actuaciones con la elástica albirroja.

Serrano ayudó a tumbar al Cádiz B el pasado sábado con un cañonazo muy similar al que marcó en el triunfo ante el Marino en la tercera jornada. Antes, en la segunda cita de la temporada, el Algeciras logró su primer triunfo del curso a domicilio al imponerse en el Nuevo Colombino con un chutazo suyo, el primero de los tres que suma en liga.

El algecireño es un futbolista joven que desprende una madurez inusual, que seguramente tiene mucho que ver con su pasado en la cantera del Sevilla FC. Serrano tiene algo distinto, sobre todo pegada, una pegada que se echa mucho de menos en este fútbol moderno tan estudiado. Ese albedrío a la hora de buscar puerta fue lo que precisamente desarmó a un rival tan disciplinado como el filial cadista.

"Hay disfrutar de esta dinámica positiva", dice el algecireño, que siempre antepone la labor colectiva a cualquier mérito individual: "Hicimos un buen trabajo las dos semanas de parón, seguimos a lo nuestro y llegó el resultado".

El albirrojo confiesa que ante el Cádiz B empezó algo "nervioso" pero tuvo paciencia para rehacerse: "Cogí confianza y salió un buen gol. No me lo pensé y para dentro. Estoy contento por el gol pero sobre todo muy contento por el gran trabajo en conjunto de todo el equipo".

"Tenemos que seguir con humildad, día a día"

Serrano muestra sus agradecimientos "al míster, al cuerpo técnico y a los compañeros" por la experiencia que está viviendo como jugador ya de pleno derecho del primer equipo, con el que firmó un contrato por tres temporadas antes de arrancar la competición.

El canterano, que puede jugar por el centro o por las bandas, acepta como una motivación más la recuperación de efectivos que van a subir el listón de la titularidad: "Ya estamos casi todos, así que hay que trabajar duro, con humildad, día a día y estar listos para cuando diga el míster", sostiene el jugador, que ya empieza a estar en el foco de los ojeadores de la categoría. Y no es para menos.

Juan Serrano comparte esa sensación del algecirismo de querer más y más. Ahora podrá recargar las pilas una semana antes de volver al trabajo: "Toca un pequeño parón y a volver con más ganas que nunca. Tenemos que seguir pensando que cada partido es como una final".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios