Comarca

Los sindicatos plantean ocho medidas alternativas al ERE en Los Barrios

  • El alcalde, Jorge Romero, anuncia que las estudiará antes del viernes, fecha de la próxima reunión del periodo de consultas · El sindicato UGT insiste en apreciar poca voluntad negociadora en el regidor

Comentarios 34

Ocho medidas frente al ERE. El comité de empresa del Ayuntamiento de Los Barrios entregó ayer al alcalde, Jorge Romero, una batería con ocho propuestas aplicables a la entidad municipal como alternativa a los 178 despidos en el marco de la segunda reunión del periodo de consultas.

El alcalde, Jorge Romero, quien fue recibido entre abucheos por unas trescientas personas entre trabajadores afectados por el ERE y sus familiares, aseguró a Europa Sur al término del encuentro (que duró unas dos horas) que estudiará la propuesta común redactada por los sindicatos antes del viernes 18, fecha en la que se celebrará la tercera reunión.

Las medidas consensuadas por UGT, CCOO, CSIF y CGT como sindicatos con representación en la entidad municipal suponen, según las centrales, alternativas viables sin necesidad de rescindir contratos a trabajadores de forma traumática. Así, el comité plantea en primer lugar que se elabore la Relación de Puestos de Trabajo (RPT) del Consistorio con el fin de determinar las necesidades laborales reales. A su vez, proponen una reducción de jornada de una hora para todos los trabajadores durante el tiempo que sea necesario; mantener esta reducción en determinados departamentos y estudiar la planificación de un plan de empleo municipal. También se sugiere un programa de despidos incentivados voluntarios para mayores de 60 años con compensaciones de hasta 24.000 euros con devengo mensual hasta los 65 años (para evitar un fuerte desembolso inicial). Del mismo modo, las centrales apuestan por convertir en funcionarios a personal laboral conforme al estatuto del empleado público (cotizan menos y suponen menor coste en seguros sociales). Las dos últimas medidas comprenden que la ejecución de obras subvencionadas se realice con personal municipal en lugar de contratos externos y que se tenga en cuenta la reducción de la masa salarial de determinados contratos que pueden acogerse a programas y subvenciones de otras entidades.

El alcalde subrayó que las propuestas de los sindicatos deben ser estudiadas no sólo por su repercusión económica, sino teniendo en cuenta también la existencia de numeroso personal en fraude de ley. "Veremos si tienen acomodo, pero hay que poner pie en pared. Necesitamos una plantilla acorde a la ley pero también un funcionamiento normal del municipio. Espero que se rebaje el clima de tensión de las negociaciones. Está claro que estoy abierto a propuestas y a negociar siempre que sea viable", explicó Romero.

Los sindicatos insisten en que el presupuesto municipal para 2012 que se lleva a pleno el lunes ya recoge la reducción de plantilla en el anexo de personal (con 263 empleados públicos en total) que supondría dejar a diez departamentos sin ningún trabajador. Romero sostuvo que se trata del documento presupuestario inicial que debe ser aprobado por pleno, sometido a exposición pública y alegaciones y ratificado en un segundo pleno, además de existir la posibilidad de modificarlo.

Desde el sindicato UGT, mayoritario entre el personal laboral, el secretario comarcal de la FSP-UGT y asesor en la mesa negociadora, José Porras Naranjo, dijo ver poca voluntad de estudio por parte del alcalde. "El alcalde quiere jugar con las cartas marcadas. Es posible regularizar a la plantilla sin echar a nadie, éstas medidas de todos los sindicatos así lo demuestran. Dice que quiere negociar pero a la vez lleva el presupuesto con menos plantilla al pleno. Mantiene, pese a la fachada, su hoja de ruta invariable", dijo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios