Comarca

La Villa participa en unas jornadas sobre políticas de ahorro energético

  • Las conclusiones muestran que sí existen criterios que ayuden a priorizar inversiones y planes

La situación de crisis económica también afecta a la hora de adoptar estrategias en los municipios en materia de política energética, y empuja a los responsables municipales a decantarse por opciones más económicas en lo inmediato pero desaconsejables a largo plazo. Ésta es una de las conclusiones que se extrae de las jornadas sobre Gestión y Financiación de los Servicios Energéticos con personal técnico y político de los ayuntamientos de la provincia, que se han celebrado por comarcas en El Bosque, Olvera, Vejer, Cádiz y Los Barrios organizadas por la Agencia Provincial de la Energía de la Diputación.

En las conclusiones se muestra que no hay fórmulas mágicas, aplicables a todos los municipios, pero sí criterios generales que pueden servir para establecer estrategias válidas. Para ello es necesario servirse de los Programas de Optimización y Ahorro Energético y el Plan Energético Municipal (POAP-PEM) de cada ayuntamiento para priorizar las inversiones necesarias y cuantificar el ahorro que supondrían, y revisar aquellos que se redactaron hace más de dos años.

La lucha contra la desinformación, a través de jornadas informativas y de formación, la elaboración o revisión de planes de eficiencia individualizados y la cooperación con la Agencia Provincial de la Diputación, para que incluya en sus planes provinciales actuaciones encaminadas de ahorro energético, son las bases para abaratar facturas y reducir el consumo, según se desprende de las conclusiones.

Un 80% de los municipios convocados han advertido de posibilidades de ahorro y estudiado diferentes vías de financiación para ganar en eficiencia y conseguir reducir los costes económicos para los consistorios.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios