Real Balompédica Linense ¿Se han divorciado afición y Balona?

  • Los albinegros cerraron la pasada semana con... 73 abonados

  • La cifra contrasta con los 10.000 del Córdoba o 6.500 del Recre

  • La situación económica y la incertidumbre sobre la presencia de público, las causas más esgrimidas

Un jovencísimo aficionado de la Balona, en un partido de los albinegros Un jovencísimo aficionado de la Balona, en un partido de los albinegros

Un jovencísimo aficionado de la Balona, en un partido de los albinegros

La Real Balompédica Linense busca a su afición… y no la encuentra. A un mes del [presumible] comienzo de la temporada 2020-21 y también un mes después de que los albinegros presentasen su campaña, los de La Línea cerraron la pasada semana con 73 abonados dados de alta Una cifra insignificante para un equipo que pretende competir con garantías en la Segunda división B. Los motivos argumentados por los hinchas para no pasar por las oficinas del club son infinitos, pero lo cierto es que los ingresos por ese capítulo están lejos, lejísimos, de lo presupuestado por la directiva de Raffaele Pandalone.

La leyenda urbana de que la Balona, hiciese lo que hiciese durante su campaña de captación, tendría siempre “mil abonados, ni más ni menos” va más que nunca camino de quedar demostrado que no tiene nada de cierto. En una andadura liguera especialmente atractiva porque existen dos posibilidades de ascenso (a Segunda división y a la Liga Pro) y después de seis meses sin fútbol es cuando menos está respondiendo La Línea a su Balona.

Los hinchas apelan a una plantilla sin integrantes locales, lo que les impide identificarse, el supuesto bajo potencial del equipo, a la delicada situación económica de muchas familias como consecuencia de la crisis generada por el Covid-19 (coronavirus), a la incertidumbre sobre si habrá o no público en los estadios en los primeros meses de competición e incluso a la posibilidad de adquirir el abono en octubre y salvar de esta forma un septiembre en el que el que más y el que menos se ve obligado a hacer un desembolso extra como consecuencia del comienzo del colegio.

Curiosamente el argumento menos señalado, al menos entre los hinchas consultados por este periódico, es el precio. Hay que recordar que debido a que la Balompédica ya tiene la certeza de que la próxima andadura se jugará íntegramente con la Tribuna al descubierto ha establecido un precio único sin diferenciar entre Tribuna y Preferencia de manera que el abono para toda la temporada costará 125 euros (99 para los abonados del curso pasado, que además obtienen otras ventajas añadidas).

Esos menos de cien abonados en pleno mes de septiembre contrastan con los más de 10.000 del Córdoba, los 5.000 del Badajoz o los 6.500 del Recreativo de Huelva, equipo este último que competirá con los de Antonio Calderón en la primera fase. Es cierto que se trata de ciudades con más habitantes, pero, una vez empiece a rodar el balón, serán enemigos de los albinegros en una u otra fase y los hinchas exigirán resultados. La otrora fiel afición de La Línea tiene tiempo aún de tomar la palabra.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios