Memoria de la Fiscalía

Andalucía, la comunidad donde más mujeres murieron a manos de sus parejas o ex parejas

Una manifestación en Córdoba contra la violencia a las mujeres Una manifestación en Córdoba contra la violencia a las mujeres

Una manifestación en Córdoba contra la violencia a las mujeres / Jordi Vidal

Hay datos que estremecen. Andalucia, como ya ocurrió en 2009, 2010, 2011 y 2013, es la comunidad autónoma donde más mujeres murieron asesinadas por sus parejas o ex parejas en 2018. En concreto, 13, una cifra que supone el 26,5% del total en España. Cataluña, con siete mujeres víctimas de violencia machista es la siguiente comunidad. Según el XI Informe del Observatorio Estatal para la Violencia de Género, Andalucía, Cataluña, Madrid y Comunidad Valenciana son las que en los últimos 12 años constatan mayor número de víctimas, un 60% del total. Otro de los datos que arroja el informe es que en los últimos cinco años, julio es el mes que concentra mayor número de asesinatos de mujer.

El Informe de Magnitudes en Materia de Violencia de Género en Andalucía recoge que en el primer semestre de 2018, Málaga y Sevilla son las provincias que acumulan un mayor número de denuncias por violencia de género y la que menos, Córdoba. 

Según datos del Consejo General del Poder Judicial, durante el primer trimestre de este año, 8.129 mujeres aparecen como víctimas de violencia de género en las 8.316 denuncias presentadas en los órganos judiciales de Andalucía. Esto supone un incremento del 3,1% con respecto al mismo trimestre del año anterior. Asimismo, se incrementó en un 1,5 % el número de mujeres víctimas de violencia de género ya que en el primer trimestre de 2018 fue de 8.007.

En el primer trimestre de 2019, de las víctimas en Andalucía, 6.266 eran españolas (un 77,1 %) y 1.863, extranjeras (un 22,9 %).

De las 49 mujeres muertas, 32 eran españolas y 17 extranjeras

En España, durante 2018 fueron asesinadas 49 mujeres a manos de sus parejas o ex parejas, según recoge la Memoria de la Fiscalía. De ellas, 32 eran españolas y 17 extranjeras. En el año anterior fueron 53 víctimas. A estas mujeres la Memoria de la Fiscalía hace referencia a otras tres mujeres fallecidas o desaparecidas, una tras una paliza y dos desaparecidas de forma involuntaria, que no se incluyen en el cómputo globar por encontrarse el caso bajo investigación

Respecto a la nacionalidad de los agresores, 33 eran españoles y 16 extranjeros.

Denuncias previas y medidas de protección

Una de las novedades que señala la Memoria de la Fiscalía es el aumento de las denuncias. De las 49 mujeres fallecidas víctimas de la violencia machista en España en 2018, 16 habían presentado denuncia. La Memoria de la Fiscalía remarca en este sentido "la frustrante sensación de que, a pesar de la mayor confianza de las víctimas en la respuesta judicial, no se ha sido capaz de ofrecer la protección adecuada para garantizar su seguridad". En nueve ocasiones, estas denuncias habían sido archivadas o se había dictado sentencia absolutoria. En 6 de estos supuestos, el procedimiento se terminó archivando porque la víctima no quiso continuar. En uno de ellos, se archivó valorándose como "riesgo bajo". Otros dos supuestos la sentencia fue absolutoria "por ser las declaraciones contradictorias y no contarse con más pruebas".

Sólo 6 de los 16 casos tenían vigentes medidas de alejamiento, bien como medidas cautelares o como pena impuesta en sentencia.

La Memoria de la Fiscalía constata, como en otras ocasiones, "que en ninguno de los casos se había establecido el control de las medidas por medios telemáticos, ni siquiera cuando existían varias denuncias o quebrantamientos anteriores o cuando la valoración policial del riesgo era alta". Asimismo, recuerda la necesidad de mejorar los tiempos de respuesta ante los quebrantamientos con o sin la oposición de la víctima y reitera que se considera "imprescindible que, junto con el informe policial de riesgo, el juzgado disponga del informe realizado por la UFVI (Unidad Forense de Valoración Integral) en el propio servicio de guardia". La implantación de este paso está recogida en el Pacto de Estado de 2017 "como una medida pendiente de ejecutar". 

Respecto a la retirada de las denuncias, en 2018 se retiraron 69 denuncias en España a través de la Inspección Fiscal y de los Fiscales delegados. En el sistema Fortuny constan anotadas, además, un total de 1.492 , de las que 1.348 aparecen justificadas porque la víctima se acogió a la dispensa del artículo 416 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal que le permite, como cónyuge, no tenerobligación de declarar en contra del procesado.

De las 69 retiradas de acusación por parte de la Inspección en toda España, examinadas por la Unidad de la Fiscalía de Violencia de Género, en 23 de los casos se fundaron en el derecho a la presunción de inocencia del acusado y de estas, en cuatro ocasiones, el Fiscal consideró que la denuncia podía ser falsa, solicitando que se dedujera testimonio contra la denunciante. En 32 casos la retirada de acusación tuvo su origen en la falta de prueba dericada de que la víctima se acogió a la dispensa a no declarar. En el resto, la retirada de acusación fue por diferentes motivos. 

166.961 denuncias por violencia de género, 14 falsas

De las 166.961 denuncias por Violencia de Género que hubo en 2018 en España, se han incoado 14 por ser falsas. De estas, en un caso se ha dictado sentencia condenatoria y en otro se acordó el sobreseimiento provisional. El resto, se encuentran en tramitación, habiéndose formulado acusación en tres asuntos.

La Fiscalía extrae dos conclusiones. Por un lado, que la proporción en relación con los procedimientos en los que se ha dictado sentencia condenatoria por denuncia falsa desde 2009, un total de 91, representa el 0,0069%. Si se le suman las causas en tramitación como si fueran condenatorias (144), el porcentaje final máximo sería del 0,010%. 

Por otro, la Memoria de la Fiscalía señala que de esas 97 sentencias condenatorias por denuncia falsa desde 2009, 56 lo han sido por conformidad de la acusada.

Los hijos, las víctimas silenciadas

La Fiscalía ha hecho especial hincapié en la preocupación los hijos menores de las víctimas de violencia machista y de las mujeres maltratadas. "Su hogar se rompe y su vida queda marcada por esa trágica vivencia". El Ministerio Público aboga por "reforzar las líneas de coordinación con las secciones de menores y de lo civil, para que la adopción de cualquier medida en estos ámbitos tenga en cuenta todas las circunstancias concurrentes, evitando resoluciones judiciales que no protejan adecuadamente la integridad de los menores o que sean difíciles de compatibilizar con las medidas penales". Durante 2018, 40 menores quedaron huérfanos por este motivo en España. En 2017, fueron 27 niños.

A las muertes de mujeres durante 2018, hay que sumar a otras personas del entorno familiar. En este periodo fueron 13, incluyendo fallecidos y lesionados o menor medida. En 2018 fueron 8 hijos de víctimas de violencia machista, menores de edad, asesinados por su padre. Sólo en un caso existía denuncia previa de la madre. 

Según el Informe de Magnitudes en Materia de Violencia de Género en Andalucía, entre 2013 y 2019 se registraron en España un total de 27 menores víctimas mortales, de los que 6 son andaluces. Durante 2018, sólo hubo una víctima de violencia de género menor en Andalucía, aunque existen cuatro casos pendiente de investigación. 

De 2013 a 2018, 42 menores han quedado huérfanos en Andalucía por violencia de género. Desde que hay registros, 2018 ha sido el año con mayor número de casos de orfandad como consecuencia de la violencia de género, con 17 casos. Málaga, Almería y Cádiz, son las provincias donde se han dado estas circunstancias.

Una de las dos madres cuyos hijos fallecieron por causa de la violencia de género en 2018 en Andalucía tenía interpuestas denuncias previas y solicitó medidas de protección, pero finalmente no se concedieron, según el Informe de Magnitudes de Violencia de Género de la Junta de Andalucía.                               

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios