Coronavirus 'Radar Covid-19', la aplicación de rastreo de contagios que el Gobierno prueba en La Gomera

'Radar Covid-19', la aplicación española de rastreo de contagios de coronavirus. 'Radar Covid-19', la aplicación española de rastreo de contagios de coronavirus.

'Radar Covid-19', la aplicación española de rastreo de contagios de coronavirus.

La aplicación Radar Covid-19, para detectar contagios de coronavirus, ha comenzado a probarse este martes en La Gomera. Curiosamente la isla fue el primer punto de España donde se detectó el virus, en un ciudadano alemán a finales de enero.

En la isla se han detectado ocho casos en total, todos importados, y no hay casos activos conocidos desde el 23 de abril, como destacó el presidente del Cabildo, Casimiro Curbelo, en la presentación de esta aplicación.

Radar Covid-19, desarrollada por Indra sobre la tecnología de Apple y Google, utiliza el Bluetooth para detectar la proximidad entre posibles contagiados de coronavirus y garantiza la privacidad de sus usuarios y la protección de sus datos personales, que nunca se comparten ni con un servidor central ni con otros usuarios.

Ya está disponible para su descarga en las tiendas de aplicaciones de Apple y Google y el objetivo que se ha marcado el Gobierno es que unos 3.000 de los algo más de 22.000 ciudadanos con que cuenta La Gomera la instalen para este proyecto piloto que durante las próximas semanas simulará varias oleadas de contagios para evaluar su efectividad. A partir del próximo lunes 300 falsos infectados comenzarán a recorrer la isla para simular una expansión del coronavirus.

A este acto de presentación han acudido junto a Curbelo el presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres; los consejeros de Sanidad, Blas Trujillo, y de Administraciones Públicas, Julio Pérez; el director general de Modernización, Pablo Hernández; el alcalde de San Sebastián de La Gomera, Adasat Reyes; y, telemáticamente, Carmen Artigas, secretaria de Estado de Digitalización.

Pablo Hernández explicó el funcionamiento de esta aplicación, que ya se había adelantado, pero añadió dos de los datos que hasta ahora no habían trascendido: qué distancia se considera de riesgo para un posible contagio (menos de dos o tres metros, dijo Hernández sin mucha precisión) y hasta cuándo se remontarán los contactos de un positivo confirmado (14 días). No se ha especificado el periodo de exposición necesario para hacer saltar la alarma.

Mediante el Bluetooth, la aplicación detectará con qué personas (que también la tengan instalada) mantenemos contacto estrecho y, si una de esas personas da positivo en coronavirus, recibiremos una alerta en el móvil que nos avisará para que podamos acudir a los servicios sanitarios. La app garantiza en todo momento el anonimato de todos los usuarios implicados, a los que asigna códigos al azar y no identifica con datos personales.

Hernández explicó que esta prueba piloto no busca probar tanto la aplicación desde el punto de vista tecnológico, puesto que ya ha sido testada, sino la interacción de las personas con ella, porque finalmente se trata de un proceso voluntario. También apuntó que se trabaja en su interoperabilidad con otras aplicaciones similares puestas en marcha en otros países europeos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios