Baloncesto | Liga EBA Cabeza: "Entrenar a la ULB es un regalo de Reyes en pleno mes de junio"

  • "Llevo veinte años preparándome para este momento, me siento capacitado", afirma

  • "Los técnicos que más me han marcado son Curro Segura, Javi Malla y Vicente González", recalca

Juan Antonio Cabeza, entrenador de la ULB Juan Antonio Cabeza, entrenador de la ULB

Juan Antonio Cabeza, entrenador de la ULB / Nacho Marín

“Llevo veinte años trabajando para llegar aquí, es todo un sueño”. Es complicado ser más explícito que Juan Antonio Cabeza a la hora de definir lo que le supone el desembarco en el cargo de primer entrenador de la Unión Linense de Baloncesto (ULB), el del conjunto de la Liga EBA.

Cabeza, en su día un base trabajador hasta lo infinito, es el ejemplo por antonomasia de entrenador de la casa. Perteneció al extinto Club Baloncesto Linense (CBL) cuando el básket de La Línea vivía sus mejores momentos y luego ha sido el técnico ayudante de todos los inquilinos del banquillo albinegro, lo que no le ha privado de pasearse, de manera puntual, por las canteras de la propia entidad de La Línea y de las de Algeciras y Los Barrios. Ni el baloncesto de La Línea se entiende sin Cabeza ni Cabeza se entiende alejado de las canastas.

“Es una ilusión muy grande, llevo veinte años trabajando para llegar aquí”, dice con muchas dosis de orgullo. “Es mucho tiempo, años de aprendizaje, de vivir momentos muy malos, como ver desaparecer al CBL y de otros muy buenos… y que ahora que la junta directiva haya apostado por mí es un regalo de Reyes en pleno mes de junio”.

Cabeza ha tenido la fortuna de trabajar durante su dilatada carrera en los banquillos, en la que consiguió llevar al cadete de la ULB a un campeonato de España, con técnicos de enorme prestigio. “No puedo desmerecer a ninguno, porque de todos he aprendido muchísimo, pero hay tres, de solvencia contrastada, que me han marcado: Curro Segura [actual entrenador del Betis en ACB], Javier Malla [en Udea Algeciras] y con el que más cosas creo que tengo en común, Vicente González”, que le ha precedido en el cargo las cuatro últimas andaduras. “Pero ya digo de todos he aprendido algo, a todos les estoy agradecido”.

Después de ese periodo el preparador linense tiene claro que se siente preparado para el examen que supone afrontar una temporada especialmente peculiar en la Liga EBA, la cuarta categoría del escalafón nacional: “Por supuesto. Ya pensé hace cuatro años, cuando Javi Malla salió del club que era mi momento, pero la directiva tomó otra decisión y bendito sea el día que la tomó, porque la institución ha crecido en este periodo”, señala en referencia al paso del malagueño Vicente González por la ULB.

Cabeza no quiere entrar aún en la composición de un plantel que está en plena metamorfosis, pero tiene claro que este proyecto tiene que ser “un sesenta por ciento de cantera” porque “ése el reflejo del trabajo” que lleva realizando la entidad de La Línea desde su nacimiento. Un club, por cierto, del que insiste en repetir que está “muy orgulloso”

“¿Mi objetivo? Ser testigo y partícipe de que mi club siga creciendo”, bordea la pregunta. “Otra cosa es que a mí ni me gusta perder ni el autobús. El que me conoce sabe que pretendo ser campeón de la Liga EBA y luego los resultados nos pondrán donde nos tienen que poner”.

“No tengo miedo en absoluto a la responsabilidad que entraña ese cargo, sé que me voy a llevar palos, pero me considero capacitado para hacer frente a todas las situaciones”, puntualiza. “Tengo la suerte de contar con el apoyo incondicional de mi mujer, de mi familia y si hay momentos de debilidad ellos me ayudarán a salir adelante”.

El nuevo preparador de los albinegros agradece que sus “amigos del baloncesto” le han hecho llegar innumerables mensajes de ánimo nada más conocerse a través de este periódico la decisión de la directiva. “No es solo de La Línea, es de Sevilla, de Málaga, de Los Barrios, de Algeciras… todo eso me ayuda a sentirme respaldado”, finaliza.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios