Comarca

La UE y Marruecos logran al fin cerrar el nuevo acuerdo de pesca

  • Ambas partespretenden que el tratado sea ratificado lo antes posible

Varios buques pesqueros, amarrados en Barbate a la espera de la negociación, esta semana. Varios buques pesqueros, amarrados en Barbate a la espera de la negociación, esta semana.

Varios buques pesqueros, amarrados en Barbate a la espera de la negociación, esta semana. / EFE / Román ríos

La Unión Europea y Marruecos finalizaron en la tarde de ayer sus negociaciones para renovar el acuerdo de pesca entre ambas partes, que expiró el pasado 14 de julio, e iniciarán ahora los procedimientos internos necesarios para que sea ratificado lo antes posible.

"El Reino de Marruecos y la Unión Europea han acordado el contenido del futuro acuerdo de pesca sostenible y su protocolo de aplicación", según informaron ayer Bruselas y Rabat en un comunicado conjunto al término de la quinta ronda de negociación.

La Junta y la patronal Cepesca saludan el consenso que permitirá retomar la actividad

"Las dos partes se han puesto también de acuerdo sobre las disposiciones y mejoras aportadas a estos textos con el objetivo de maximizar los beneficios para las poblaciones locales de las zonas involucradas, respetando los principios de gestión sostenible de los recursos pesqueros y de equidad", añadieron en el comunicado. Bruselas y Rabat comenzarán la próxima semana sus procedimientos legislativos para que el nuevo acuerdo pueda ser ratificado lo antes posible, según informó ayer la Comisión Europea. A escala europea, el nuevo pacto debe ser aprobado por el pleno del Parlamento Europeo, que no se reúne de nuevo hasta septiembre, así como por los Estados miembros.

Tanto la Unión Europea como Marruecos celebraron ayer el "espíritu constructivo" con el que se han desarrollado las negociaciones, que comenzaron en abril. "Confirma el compromiso de las dos partes con el refuerzo de su asociación en dos sectores estratégicos: la agricultura y la pesca marítima", destacaron.

A falta de conocer los detalles, el comunicado conjunto no aclaraba ayer si el futuro acuerdo incluirá las zonas pesqueras que pertenecen al Sáhara Occidental, después de que una sentencia del Tribunal de Justicia de la UE dictaminase que el tratado pesquero entre ambas partes es válido siempre que no lo haga. La Unión Europea, sin embargo, interpreta que es posible extender el acuerdo a las aguas del Sáhara Occidental siempre que se cumplan ciertas condiciones, como que beneficie a la población local y que esta sea consultada.

La flota comunitaria se vio obligada a detener el pasado domingo su actividad en aguas marroquíes al haber expirado el acuerdo anterior. El protocolo de pesca entre la UE y Rabat entró en vigor en febrero de 2007 por un periodo de cuatro años y ha sido renovado en dos ocasiones, la última en 2013.

El pacto anterior permitía el acceso a aguas marroquíes a unas 120 embarcaciones comunitarias de once países de la UE y España es el Estado miembro más beneficiado. Una decena de buques tiene base en el Campo de Gibraltar. A cambio, el bloque comunitario pagaba a Rabat 30 millones de euros al año: 16 millones por el acceso a las aguas y 14 millones para apoyar el sector pesquero marroquí.

La Junta de Andalucía y la patronal pesquera Cepesca mostraron ayer su satisfacción por el pacto. "Es una buena noticia para Andalucía", valoró el consejero de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Rodrigo Sánchez Haro, aunque hizo un "llamamiento a la prudencia" hasta conocer con detalle el pacto y que entre en vigor.

"Estamos muy satisfechos de que finalmente las partes hayan logrado encontrar consenso para alcanzar un acuerdo y definir un nuevo protocolo que permita a la flota española continuar desarrollando su labor pesquera y contribuir al desarrollo de una gestión pesquera sostenible", afirmó Javier Garat, presidente de Cepesca. La patronal resaltó que el anterior protocolo ha resultado beneficioso para ambas partes, generando riqueza y empleo tanto en Marruecos como en Europa y subrayó el respeto de este al derecho internacional, los derechos humanos y las cuestiones relacionadas con la sostenibilidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios