Coronavirus Toros Mano a mano entre Daniel Luque y Ginés Marín el Domingo de Ramos en Morón

  • La empresa Lances de Futuro organiza el festejo, que tendrá un aforo de un millar de personas

Daniel Luque y Ginés Marín junto al cartel de la corrida en Morón.

Daniel Luque y Ginés Marín junto al cartel de la corrida en Morón. / Antonio Pizarro

El Hotel Colón reabrió sus puertas para acoger la presentación de la corrida del 20 aniversario de la plaza de toros de Morón de la Frontera. Un festejo que protagonizarán los diestros Daniel Luque y Ginés Marín el próximo 28 de marzo, Domingo de Ramos, con toros de seis ganaderías sevillanas diferentes: Juan Pedro Domecq, Murube, Miura, Partido de Resina, Herederos de José Luis Osborne y Pallarés.

Precisamente este aspecto fue uno de los más llamativos del acto, puesto que el emparejamiento entre toros y toreros se realizó allí mismo. El gerenense Luque eligió los papeles que llevaban los nombres de Murube, Osborne y Partido de Resina; el jerezano Marín los de Pallarés, Miura y Domecq. José María Garzón, organizador del festejo a través de la empresa Lances de Futuro, dio algunos detalles sobre la misma. "Habrá metro y medio de distancia entre los espectadores", explicó. Algo que obligará a que una plaza con capacidad para 5.000 personas se quede en torno al millar de aforo. "Será un espectáculo seguro", añadió Garzón, que presentó a la Consejería de Salud un plan anticovid con medidas e informes médicos.

Ginés Marín muestra uno de los toros asignados por sorteo. Ginés Marín muestra uno de los toros asignados por sorteo.

Ginés Marín muestra uno de los toros asignados por sorteo. / Antonio Pizarro

El empresario se mostró orgulloso del reto que afronta, el cual tiene como objetivo "el triunfo de la fiesta". Insistió en un mensaje de ánimo y esperanza al resto del sector taurino, aludiendo a que "ahora más que nunca tenemos que sacar la tauromaquia y España para adelante". Es consciente de que "la situación es delicadísima", pero defiende que "poco a poco hay que ir abriendo las puertas". Algo que hizo la temporada pasada, finalizándola en Córdoba el 12 de octubre. También valoró "el esfuerzo que está haciendo todo el sector", refiriéndose a la bajada de cachés. Algo que él ha trasladado a los precios de las entradas, que serán un tercio más baratas con respecto a su último festejo. Esto permite que se pongan a la venta localidades desde 15 euros.

Daniel Luque, que abrirá plaza en este festejo, resaltó lo novedoso del sorteo, que le hace sabedor de los astados con los que se enfrentará con más de 20 días de antelación. "Es un aliciente especial para que sea una gran tarde de toros", afirmó sobre ello, al tiempo que lanzó a su rival, Ginés Marín, la proposición de realizar quites aunque vayan a comparecer en una plaza de tercera categoría. Marín aceptó la propuesta y dijo estar "muy contento y feliz de poder estar en este maravilloso cartel". Sobre el sorteo, aseguró estar "contento" y esperanzado en que "embistan los seis". Sin embargo, recordó que nunca ha toreado un miura y que el año pasado cortó tres orejas en una corrida en Olivenza con morlacos de la ganadería Pallarés. El tiempo de inactividad por la pandemia cree que le ha "servido para madurar y crecer en la sombra".

Cartel de la corrida 20 aniversario de la plaza de toros de Morón de la Frontera. Cartel de la corrida 20 aniversario de la plaza de toros de Morón de la Frontera.

Cartel de la corrida 20 aniversario de la plaza de toros de Morón de la Frontera. / M. G.

Autoridades políticas también asistieron al acto. El alcalde de Morón de la Frontera, Juan Manuel Rodríguez, mostró su apoyo al festejo y aplaudió su entusiasmo. Proclamó que gobierna "una zona muy taurina" y resaltó la ubicación de la localidad sevillana: "Estamos a una hora y pico de todo". Ricardo Sánchez, delegado del Gobierno en Sevilla, también intervino. Lo hizo para hacer patente su "apoyo a un empresario que demuestra que es posible dar festejos". No obstante, opinó que "la prudencia de hoy será la alegría de mañana". Sánchez rememoró sus tiempos de aficionado taurino, cuando asistió a la corrida inaugural del coso moronense, y quiso cerrar su intervención con un emotivo recuerdo al empresario Pepe Moya, recientemente fallecido.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios