OPE 2020 Polémica política en torno al Paso del Estrecho más incierto de la historia

Viajeros esperan su turno para el control de pasaportes en el retorno de la OPE de 2019. Viajeros esperan su turno para el control de pasaportes en el retorno de la OPE de 2019.

Viajeros esperan su turno para el control de pasaportes en el retorno de la OPE de 2019. / Erasmo Fenoy (Algeciras)

La Operación Paso del Estrecho añadirá este año 2020 el reto de la salud pública a la larga lista de necesidades para canalizar el flujo de los más de tres millones de magrebíes en su trasiego desde Europa hacia sus países de origen para pasar las vacaciones con sus familias. 

La OPE de 2020 está siendo, hasta el momento, la más incierta de la historia como consecuencia de la situación global por la pandemia de coronavirus. El arranque del dispositivo se mantiene aplazado y pendiente de que los países por los que transita, principalmente España, Francia, Bélgica, Holanda y Marruecos, reabran sus fronteras. 

Mientras se aclara el escenario internacional, con Marruecos como la principal incógnita tras el cierre a cal y canto de sus fronteras desde el pasado 13 de marzo y la falta de concreción en sus planes de desescalada, la Junta de Andalucía ha destapado la caja de los truenos y abierto un intenso debate político sobre la idoneidad o no de llevar a cabo este año el dispositivo que tiene en Algeciras y Tarifa los dos puntos con mayor concentración de viajeros.

Siete de cada diez viajeros de la OPE cruza a África y vuelve por los dos puertos del Estrecho de Gibraltar: Algeciras y Tarifa. En la OPE de 2019, con 3.340.045 viajeros entre las fases de salida y retorno, casi 2.400.000 usuarios se decantaron por los estos dos muelles, el 71,8% del total.

Ello se traduce en enclaves como el Llano Amarillo del Puerto de Algeciras lleno de coches y viajeros guardando turno para embarcar durante los días punta. Motril, Málaga y Almería, otros tres puertos andaluces, canalizan parte del trasiego de viajeros, aunque en mucha menor proporción. Alicante y Valencia, también participantes, desempeñan un papel testimonial. 

En el dispositivo están implicados cada año once direcciones generales, cuatro delegaciones y seis subdelegaciones del Gobierno, dos comunidades autónomas, más de 14 ayuntamientos y nueve puertos de embarque (Algeciras, Tarifa, Málaga, Motril, Almería, Alicante, Valencia, Ceuta y Melilla).

La Junta ha planteado desde este fin de semana sus recelos sobre si es aconsejable organizar la OPE de este año en medio de una pandemia. Y lo ha hecho justo cuando acaba de asumir el control de los posibles rebrotes del virus en la Fase 3 de la desescalada. El debate se ha puesto sobre la mesa después de que el Gobierno central haya pasado de puntillas hasta el momento cada vez que ha sido consultado por el futuro del dispositivo.  

La Junta reclama garantías sanitarias

El presidente andaluz, Juanma Moreno, ha pedido de nuevo este lunes al Gobierno central que estudie "de manera seria y rigurosa" si se realiza la OPE de 2020. Para Moreno, no es lógico que se estén suspendiendo ferias y romerías "que concentran a 3.000 y 4.000 personas" y que sí se permita el trasiego de tres millones de personas en apenas cuatro meses de un lado a otro entre dos continentes. 

El pasado domingo, Moreno ya pidió al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, las "máximas garantías sanitarias y de seguridad" aunque primero abogó directamente por la suspensión del dispositivo.

"Queremos una desescalada progresiva, segura, de hito a hito, sin poner en riesgo y por eso hemos recomendado que no haya ferias ni romerías a pesar de que es un activo económico y por eso hemos recomendado al Gobierno central que estudie de manera seria y rigurosa la Operación de Paso del Estrecho", ha señalado Moreno en la presentacion del proyecto Project Manager. 

El vicepresidente y consejero de Turismo, Regeneración, Justicia y Administración Local, Juan Marín, ha valorado que el Gobierno central "escurre el bulto" y que no vea "los problemas reales que llegan" a la hora de hacer frente a la Operación Paso del Estrecho (OPE).

Una hilera de vehículos espera su turno para embarcar en Algeciras, el año pasado. Una hilera de vehículos espera su turno para embarcar en Algeciras, el año pasado.

Una hilera de vehículos espera su turno para embarcar en Algeciras, el año pasado. / J. del Águila

Otro consejero, el de Presidencia, Administración Pública e Interior, Elías Bendodo, ha insistido este lunes en que la potestad es bilateral entre España y Marruecos, si bien para Bendodo "no tiene mucho sentido" que hasta este mismo lunes no se pudieran mover los andaluces entre las provincias o que hasta el 21 de junio no pueda haber desplazamientos entre comunidades autónomas frente a que en el plazo de un mes y medio "agolpemos en Algeciras a 3 millones de personas". 

Las réplicas desde la oposición no se han hecho esperar. El PSOE-A ha tildado de "preocupante" el rechazo de Moreno a las "concentraciones" en la OPE y ha criticado que el Gobierno andaluz se posicione "de una manera u otra" en función de la procedencia de los extranjeros.

El portavoz adjunto del grupo parlamentario socialista, Manuel Jiménez Barrios, ha respondido que "no se pueden tomar posiciones en función de donde vengan los extranjeros", en referencia a las puertas abiertas para el turismo y los recelos ante la OPE.

La portavoz parlamentaria adjunta de Adelante Andalucía, Ángela Aguilera, ha acusado directamente al presidente Moreno de efectuar unas declaraciones "racistas" y de "odio al pobre".  "Nos alarma y ofende que a un presidente de la Junta le preocupe el covid que pueda venir de las pateras o de los trabajadores del norte de África mucho más del que pueda venir por parte de determinados principitos que se vienen de juerga a Andalucía, o de personas blancas del norte de Europa que vienen a hacer turismo a Andalucía", ha dicho Aguilera. 

"Nos parece lamentable que, mientras se pide abrir espacios aéreos para que fluyan los turistas blancos y con dinero, se intente poner fronteras y muros a los trabajadores que, con todo el derecho del mundo, vienen y pasan rápidamente por nuestro país para ver a sus familias", ha agregado Ángela Aguilera, además de incidir en el impacto económico que tiene la OPE en Andalucía en forma de trabajo en las navieras y otros servicios, como ya evidenció el domingo el sindicato CCOO y este lunes ha refrendado la UGT. 

Juan Marín ha insistido en que hay que tomar medidas tanto si es un turista como una persona que va a ver a su familias a Marruecos y luego quiere volver a Europa. "Se llama trabajar con previsión, adelantarse a las circunstancias, pero el Gobierno crea problemas con su indefinición y falta de criterio", ha remachado tras conocer la valoración del PSOE.

Billetes cerrados para atajar las colas

Evitar las colas supone cada año el principal objetivo de la Operación Paso del Estrecho. Durante años se ha aplicado el intercambio de billetes durante los días punta del dispositivo para contribuir a la agilidad en los embarques, especialmente en Algeciras y Tarifa.

Un despacho de billetes en el aparcamiento de la Estación Marítima de Algeciras. Un despacho de billetes en el aparcamiento de la Estación Marítima de Algeciras.

Un despacho de billetes en el aparcamiento de la Estación Marítima de Algeciras. / Erasmo Fenoy

Sin embargo, un plan con billetes cerrados permitiría conocer en cada momento cuántas personas pretenden cruzar el Estrecho. Así lo ha defendido este fin de semana el presidente de la naviera Baleària, Adolfo Utor, en una entrevista a El Pueblo de Ceuta. Según Utor, si este año finalmente se pone en marcha la OPE, debe ser el momento de plantear una modernización en el sistema. "Se lleva años haciendo cada año lo mismo, esperando que la gente venga libremente, con aglomeraciones y acumulaciones para propiciar un intercambio de billetes que resulta ser un atentado contra la libre competencia", según Utor. Además, según ha podido saber Europa Sur, aún hay navieras que tienen pendiente compensar a otras por el intercambio de 2019.

Para Utor, "las herramientas tecnológicas hoy nos permiten procesar embarques, reservas y prever la llegada de viajeros con antelación", ha sugerido. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios