Crisis sanitaria

El duro golpe del coronavirus en Los Barrios, Tarifa, Castellar y Tesorillo

  • El azote del desempleo preocupa a los alcaldes, que relatan su lucha contra la crisis en el turismo, la industria o la agricultura durante una cita virtual organizada por la Confederación de Empresarios en la comarca

De izquierda a derecha y de arriba abajo: Francisco Arroyal, Adrián Vaca, Francisco Ruiz, Miguel Alconchel y Jesús Fernández. De izquierda a derecha y de arriba abajo: Francisco Arroyal, Adrián Vaca, Francisco Ruiz, Miguel Alconchel y Jesús Fernández.

De izquierda a derecha y de arriba abajo: Francisco Arroyal, Adrián Vaca, Francisco Ruiz, Miguel Alconchel y Jesús Fernández. / E.S.

El turismo de Tarifa, la industria y el comercio de Los Barrios, el campo de Tesorillo y Castellar. Los cuatro municipios del Campo de Gibraltar presentan un completo y complejo catálogo de sectores que están sumidos en la incertidumbre sobre los efectos de la grave crisis económica que se avecina y, a más corto plazo, los detalles del proceso de abandono del estado de alarma por el coronavirus. Todas estas dudas bullen cada día en las cabezas de los alcaldes, que este jueves se han reunido en un desayuno virtual organizado por el Consejo Territorial de la Confederación de Empresarios de la provincia de Cádiz (CEC) y moderado por su presidente, Francisco Arroyal.  El barreño Miguel alconchel, el tarifeño Francisco Ruiz, el chisparrero Adrián Vaca y el tesorillero Jesús Fernández han reclamado un "estímulo" con forma de planes de empleo para municipios pequeños, simplificación administrativa que les permita sacar adelante proyectos ahora parados y la coordinación de todo el Campo de Gibraltar para llevar a cabo el desconfinamiento de la mano: "Si no, esto será un caos", advierten.

Tarifa

El de Tarifa, Francisco Ruiz, expresó su preocupación porque la ciudad tiene un amplio número de trabajadores en empresas que dependen directamente del turismo. Es decir, aquellas que van a incorporarse más tarde al proceso de desconfinamiento anunciado por el Gobierno y que dependen, además, de la movilidad de visitantes extranjeros. "Tarifa va a verse muy afectada", pronosticó el regidor, que relató las medidas tomadas por su Ayuntamiento para ayudar a las pequeñas empresas a lidiar con la crisis económica y a retomar el impacto del desempleo. Si en febrero, la ciudad fue la única de la comarca en la que el paro registró un descenso (-62) en marzo estas cifras se convirtieron en "demoledoras" con 2.398 desempleados, un aumento del 30,82%. 

El pasado lunes, el equipo Gobierno aprobó un fondo de ayudas de 1.700.000 euros para paliar los efectos de la pandemia, con cargo al remanente de Tesorería y al Fondo de Contingencia. Habrá partidas para inyectar más liquidez a la línea de ayudas sociales para personas vulnerables y en riesgo de exclusión, pero también para pequeñas y medianas empresas locales o para la reactivación económica y turística del municipio.

Castellar

Castellar de la Frontera debía celebrar este jueves el inicio de su Feria y, en lugar de eso, el Ayuntamiento se ocupa de disponer 30.000 euros de su presupuesto 2020 para ayuda social, la mayor cantidad jamás establecida por el municipio en su historia y que cuenta con 3.000 euros de financiación de la Obra Social La Caixa.

El desempleo ha golpeado a Castellar con una subida del 15% y una bajada de la filiación en la Seguridad Social del 17% que preocupa a su alcalde, Adrián Vaca, quien entiende que el extraordinario comportamiento de los vecinos ha tenido mucho que ver en que el pueblo solo haya registrado un caso de coronavirus y ya está curado. 

El Ayuntamiento, que como el resto ha retrasado el cobro de los impuestos municipales y eliminado las tasas a los hosteleros, puso en funcionamiento un teléfono de emergencia que ha recibido 50 llamadas hasta ahora con dudas sobre el coronavirus y ha acelerado el pago a proveedores con 200.000 euros. Ahora reactiva las obras municipales que fueron paradas, como la ampliación del polideportivo municipal. "Estamos viendo las posibilidades que tenemos para cubrir los huecos en los que no lleguen las grandes administraciones", ha explicado el alcalde. 

Los Barrios

El alcalde de Los Barrios, Miguel Alconchel, dibujó un panorama preocupante de "datos económicos demoledores" que derivará en que "muchos empresarios no van a poder reabrir sus empresas" y en "tasas de paro insoportables", según las noticias que llegan de los medios de comunicación. Sin embargo, lo que más le preocupa es que en España se estén utilizando "las mismas herramientas del pasado" y que nadie ha sido "capaz de corregir una década después". Se refiere a las viejas reivindicaciones de la empresa acerca de la "falta de competitividad", los gastos elevados en energía, los impuestos y la complejidad de la burocracia, así como la "falta de formación". "No se entiende que no haya habido en diez años un momento para trabajar con las personas desempleadas y ayudarles a volver al mercado laboral", dijo el regidor, que habló de que la "falta de infraestructuras" afecta muchísimo a Los Barrios y a todo el Campo de Gibraltar. "Me parece de vergüenza que se culpe al Ministerio de Transición Ecológica de un retraso en el tren cuando hemos tenido un siglo para cumplir con lo que pide", afirmó en referencia a las últimas (malas) noticias acerca de la mejora de la Algeciras-Bobadilla.  

Alconchel criticó la incapacidad de la clase política de negociar acciones comunes como si se produce a nivel municipal y apostó por "ayudar a las empresas cuando lo están pasando mal". "Nos hace falta una inyección de sentido común a todo el mundo", continuó, antes de incidir en una idea que reflejaron todos los alcaldes: "la pelota no está en el tejado de los ayuntamientos. Estamos tomando como siempre medidas que están muy por encima de nuestras posibilidades y que incluso bordean la legalidad", concluyó.

Tesorillo

En Tesorillo hay cero casos de coronavirus en la actualidad, pero el efecto de la pandemia "pone a prueba" al municipio más joven de la provincia justo cuando está formándose. Frente a la crisis sanitaria, la localidad muestra una firme unidad de todos los grupos políticos que no impedirá que entre de lleno en un "problema social y económico" del que necesitará ayuda para escapar, según su alcalde, Jesús Fernández

El municipio tiene dos fuentes de empleo (la agricultura y Sotogrande) que ha mermado la economía de muchísimas familias y ha obligado al Ayuntamiento a obtener la ayuda de Cruz Roja y Cáritas para reunir alimentos para estas personas. La suspensión de tasas e impuestos, común al resto de los ayuntamientos, no significa que se necesitará una mayor implicación de las administraciones. "Si no es con ayuda nos va a costar mucho más", dijo. 

Fernández elogió la colaboración de los agricultores en las tareas de desinfección y pidió a los ciudadanos que no olviden que "los comercios de toda la vida" son los que han permitido a muchas familias suministrarse. "Parece que los estamos descubriendo ahora". Tesorillo ha realizado préstamos de ordenadores a estudiantes con pocos recursos y ha pagado 25.000 euros a proveedores para paliar el impacto en la economía local. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios