Real Balompédica Linense El Recre llega a La Línea con tanto respeto como necesidad

  • Los albiazules Jorge Morcillo y Quique Rivero analizan el duelo con la Balona

Morcillo, primero por la izquierda, a la espera de un saque de esquina Morcillo, primero por la izquierda, a la espera de un saque de esquina

Morcillo, primero por la izquierda, a la espera de un saque de esquina / Josué Correa

Los jugadores del Recreativo de Huelva coinciden en catalogar como “complicado” el duelo que el próximo domingo (12:00) les enfrentará a la Real Balompédica en el Municipal de La Línea. El defensa Jorge Morcillo y el centrocampista Quique Rivero dejaron claro este miércoles en rueda de prensa que los albiazules viajan con la necesidad de puntuar, pero conscientes de la dificultad de la empresa. Los dos protagonizaron el pasado domingo en el encuentro con el Sanluqueño un amago de enfrentamiento a la hora de lanzar un penalti que ya dan por zanjado.

El valenciano Jorge Morcillo (ex de Real Jaén, Córdoba, Rayo Vallecano, Almería) dijo al ser preguntado por el duelo con la Balona: “Lo presumo complicado; no conozco el campo, pero es un rival intenso como se vio en la primera vuelta, aunque no termina de llegar a la zona que esperaba o que quizás por la pretemporada y el proyecto que hizo quería estar más cerca del play off, obviamente están más cerca que nosotros”.

“Pero lo importante es que nosotros por fin hemos cambiado esa dinámica de resultados malos y queremos seguir sumando de tres en tres para cambiar sensaciones y tener un buen final de temporada”, recalcó.

“Luego vamos a Cartagena... viene un mes de marzo duro, complicado; estamos fuera de tiempo para aspirar a lo que queríamos a principios de temporada, pero tenemos un mes bonito para afianzarnos en una dinámica buena”, abundó.

Por su parte el cántabro Quique Rivero (Racing, Tenerife, Cartagena), analiza a la Balompédica desde la perspectiva de lo sucedido en el partido de la primera vuelta, que finalizó con empate a un gol: “Nos faltó tener un poco más el balón, ellos se encontraron cómodos. Nos pusimos por delante y ellos empatan en una falta a balón parado. Han cambiado de entrenador y su forma de jugar, pero sabemos lo que tenemos que hacer y lo que tenemos que evitar de ellos, y en eso trabajamos”.

Llegan ahora dos partidos de máxima exigencia, visita a la Balona y recibir al líder Marbella, que pueden marcar el futuro a corto plazo del Decano. “Necesitamos ganar como lo necesitábamos el domingo; hay que seguir sacando buenos resultados, y cualquiera se va a jugar mucho, cada vez quedan menos partidos y menos margen de error; seguramente los partidos serán más cerrados”, concluye.

 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios