La partitura

¿Sobran altos cargos políticos?

¿Qué exámenes o pruebas hacen los políticos para tomar las decisiones que afectan a nuestro futuro?

En un país como el nuestro, donde la necesidad se hace inventiva para salir adelante, me paro a pensar, ¿cómo sería ese líder para la sociedad que sirviera de ejemplo a seguir?¿Qué importantes cualidades tendría que cumplir? Honestidad, humildad, humanidad, formación, iniciativa, empatía, diplomacia, creatividad, resolución y, sobre todo, creer en la posibilidad de cambiar el mundo. ¿Acaso no existen personas así? Yo creo que sí. Pero nuestra política está tan putrefacta que una persona así no llegaría a liderar un partido, lo despedazarían antes. ¿Qué sentido tiene que existan tantos aforados en este país? Si nuestros representantes son honestos ¿para qué quieren tanta protección?

Cualquiera que se postule para un puesto de trabajo tiene que someterse a unas pruebas para comprobar si reúne esas cualidades y puede desempeñar sus funciones; es lógico y lo comparo con un trabajo porque la política ya no es vocación, se ha convertido en un negocio. ¿Qué exámenes o pruebas hacen los políticos para tomar las decisiones de nuestro futuro? Ninguna. Y muchos están puestos a dedo en algunos partidos. En la política actual vemos en escena a actores mediocres que interpretan un show intentando ser el foco de atención o desviando el problema con declaraciones sensacionalistas o descalificando al oponente porque a eso le llaman ahora "oposición". O poner obstáculos, sin sentido, por el simple hecho de no estar gobernando. ¿Qué clase de oposición es esa? La mediocridad como bandera; esto ya no es digerible en nuestra sociedad, o por lo menos, no deberíamos permitirlo. No podemos afrontar como país el despilfarro económico que se hace para mantener a tantos políticos. Pobre pueblo español que tiene que mantener a ex presidentes y altos cargos con pagas vitalicias, cuando dejan la política. Ellos siguen trabajando y cobrando sueldos multimillonarios por ocupar puestos de altos cargos en empresas. Y después no hay dinero para los jubilados. Hagamos una valoración, ¿qué trabajador en cualquier empresa decide cuánto se va a subir el sueldo? Ninguno. Pero, los políticos, sí. ¿Dónde está ahí el compromiso por tu país? Para querer llevar a lo más alto a este país, y convertirlo en una gran potencia económica, lo primero que tenemos que tener al frente son políticos con mayúsculas, que prediquen con su ejemplo, trabajo y dedicación para su país; no creerse dioses o seres supremo que viven ajenos a la realidad por el simple hecho de estar en el poder y tomar decisiones. Los romanos recordaban a sus líderes que eran mortales, no dioses. Recordémosles, pues, nosotros a los políticos que lo primero es el bienestar del país. No el suyo propio.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios