Policía Nacional y Agencia Tributaria | Operación Toro La Policía atribuye a la secretaria de Jimena un patrimonio injustificable de 300.000 euros

  • Los abogados de Cayetana Marmolejo, investigada por blanqueo de dinero procedente del narco y pertenencia a banda criminal, pedirán su salida de prisión bajo fianza

Operación Toro contra el blanqueo y el narcotráfico / CNP

La relación sentimental de Cayetana Marmolejo y Juan de los Reyes Muñio chirriaba a propios y extraños: ella es una mujer atractiva de 30 años y licenciada en Derecho que hace cuatro aprobó de forma brillante las oposiciones a habilitado nacional; él tiene la misma edad, pero cuenta con antecedentes por delitos de narcotráfico y es presuntamente cabecilla de un clan de la droga.

Los dos fueron detenidos por la Policía Nacional el pasado 26 de septiembre, sin prestar resistencia y mostrando colaboración, en el lujoso domicilio que compartían en Sotogrande, en el término de San Roque. Ninguno pareció extrañarse por la presencia de los agentes, quienes también detuvieron en el chalé a los padres de él y a dos supuestos testaferros.

Las investigaciones en el marco de la llamada Operación Toro se iniciaron en septiembre de 2018 "tras detectarse el alto nivel de vida que gozaba uno de los investigados, y que no podía justificarse en modo alguno con la actividad legal declarada, prácticamente inexistente", según apuntaba este jueves la Policía Nacional en un extenso comunicado de prensa en el que exponía detalles de sus indagaciones, realizadas en estrecha colaboración con la Agencia Tributaria.

La investigación detectó que el principal dirigente del grupo de narcos "empleaba sociedades interpuestas y testaferros para ocultar su verdadero patrimonio", toda vez que sus fuentes de ingresos por vía legal son prácticamente nulas.

Fue a partir de ese momento cuando los agentes centraron sus pesquisas en el entorno más próximo al cabecilla, concretamente en un grupo de personas que se encuentran en prisión desde su detención la semana pasada, más otras dos que se mantienen como investigadas, y que se habrían beneficiado de un incremento patrimonial "totalmente injustificado".

El origen del dinero no era otro que el narcotráfico, hasta totalizar 3,7 millones de euros de patrimonio ilícito, siempre según los cálculos de los investigadores. De esa cifra, según las fuentes consultadas por Europa Sur, 300.000 euros corresponderían a Marmolejo. La investigación policial y de Hacienda sobre las actividades de la funcionaria municipal jimenata comenzaron en febrero de este año.

Ni su sueldo en el Ayuntamiento, de unos 60.000 euros anuales, ni los ingresos obtenidos a través de una tienda de ropa que posee en el centro de La Línea justifican las propiedades que tiene a su nombre ni su nivel de vida, que pasa por gastar 6.000 euros en un hotel de Ibiza junto a su pareja o la adquisición en la milla de oro de Marbella de bolsos de lujo valorados en varios miles de euros.

Pareja de Samu

A la vista de su formación académica y de la educación recibida -su padre, el socialista Antonio Marmolejo, fue durante 19 años consejero de la Cámara de Cuentas de Andalucía- pocos se explican su relación sentimental con Juan, miembro de la extensa familia de los Pelúos, o con otro conocido narcotraficante, Samuel Crespo, conocido como Samu y miembro de un clan de la droga, los Castañitas.

Samu saltó a la fama tras fugarse el 6 de febrero de 2018 del viejo hospital de La Línea, cuando estaba detenido y bajo custodia policial, gracias a la ayuda de una docena larga de compinches que asaltaron la sala de Urgencias.

Samu fue detenido el 26 de junio de ese mismo año, escondido en una finca de Jimena junto a otro narcotradicante y bajo protección de la 'Ndrangheta, la mafia calabresa. Veinte días antes había caído en manos de la Guardia Civil su jefe, Antonio Tejón, líder de los Castañitas y uno de los principales narcos del Campo de Gibraltar.

Los abogados de Cayetana Marmolejo, según ha conocido esta redacción, preparan una petición de puesta en libertad de su defendida bajo fianza, atendiendo a su arraigo familiar en la comarca.

"Los agentes intervinieron ropa de primeras marcas valorada en un millón de euros, facturas que constatan el alto nivel de vida que llevan los investigados y vehículos de alta gama"

Junto a las detenciones, durante la operación conjunta de la Policía Nacional y la Agencia Tributaria se efectuaron cinco entradas y registros -en cuatro viviendas y un gimnasio- interviniendo ropa de primeras marcas que rondaría un valor de un millón de euros, así como varias facturas que constatan el alto nivel de vida que llevan los investigados.

Además, se incautaron vehículos de alta gama, dinero en efectivo y numerosa documentación relacionada con la participación activa y directa de los detenidos en el ilícito penal investigado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios