La Línea

La Línea abre vías para devolver la actividad al antiguo hospital

  • La opción de trasladar la Comisaría y la Jefatura de la Policía Local cobra fuerza

El antiguo hospital de La Línea, con su entorno vallado y sin actividad. El antiguo hospital de La Línea, con su entorno vallado y sin actividad.

El antiguo hospital de La Línea, con su entorno vallado y sin actividad. / jorge del águila

El Ayuntamiento de La Línea mantiene abiertas varias vías para que la actividad vuelva a la manzana en la que está situado en antiguo hospital, no solo al mayor de los edificios. Hasta no hace mucho en esta zona del barrio de San Bernardo estaban operativos los cuatro edificios que hay y ahora solo funcionan dos: la antigua unidad de atención a la tercera edad, que ahora es gestionada por Hogar Betania, y la segunda planta del hospital municipal, en el que aún está el servicio de hemodiálisis. El traslado primero de la residencia de ancianos de la Diputación y ahora del hospital ha dejado sin apenas actividad a toda esta zona de la ciudad y ya lo están notando los comercios. Por eso el equipo de gobierno trabaja para que el barrio salga de la depresión en la que lo ha dejado el nuevo hospital.

El principal edificio es el del antiguo centro hospitalario, de 13.000 metros cuadrados. La idea que finalmente ha cuajado es la de instalar aquí la Comisaría del Cuerpo Nacional de Policía, aprovechando que las actuales instalaciones se han quedado pequeñas, están obsoletas y los sindicatos policiales vienen pidiendo desde hace años unas nuevas dependencias para poder prestar un mejor servicio. Para ello, el Ayuntamiento va a solicitar al Ministerio del Interior que estudie la posibilidad de trasladar la Comisaría a este edificio tras efectuar una obra de rehabilitación. Según indicó el alcalde, Juan Franco, también se mudaría al antiguo hospital la Jefatura de la Policía Local.

El primer paso debe ser la comunicación de la Junta de Andalucía al titular del inmueble, la Tesorería General de la Seguridad Social, que ya ha dejado el edificio. A partir de ahí el Ministerio del Interior y el Ayuntamiento deberían solicitar su cesión para poder reformarlo e instalar las nuevas dependencias.

Para completar unas instalaciones relacionadas con la seguridad, desde varios puntos ha surgido la idea de que la Junta de Andalucía traslade a este lugar los juzgados. En su actual emplazamiento, en el paseo de La Velada, el contrato de arrendamiento finaliza a finales de 2020.

El hospital municipal cuenta con otras opciones para seguir albergando actividad. En la actualidad permanece abierto con el servicio de hemodiálisis, que presta una empresa concertada con la Junta de Andalucía y que no se ha trasladado al nuevo edificio. Se encuentra en la segunda planta de estas instalaciones y la intención es que se traslade a la planta baja y a la primera. Además, según explicó el alcalde, se ha ofrecido a algunas administraciones públicas que trasladen algún tipo de servicios a este edificio, "sobre todo para que siga habiendo trasiego en la zona". El Ayuntamiento también está en contacto con alguna empresa del ámbito sanitario para situar allí instalaciones de atención muy específica. En todo caso, el regidor advierte de que las conversaciones se encuentran en una fase inicial y no hay nada concreto.

El tercer edificio en liza es el de la residencia de mayores de la Diputación, que cerró a principios del año pasado y que desde entonces se encuentra sin uso. Está previsto que la nueva residencia de Santa Margarita abra sus puertas en 2020 y entonces las antiguas instalaciones pasarán a ser de titularidad municipal. Para que sea ocupado a partir de entonces, el Ayuntamiento también ha entablado conversaciones con varias empresas interesadas en hacerse con este edificio para instalar una residencia de mayores o de grandes dependientes. "Tenemos varias opciones y estamos trabajando con ellos pero estamos hablando de una inversión fuerte y habría que sacar una concesión administrativa", explica el alcalde.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios