Algeciras CF | Asamblea de socios El Algeciras aprueba sus cuentas y abre la puerta a elecciones tras el caso Mané

  • La directiva recibe el visto bueno a un presupuesto de 930.000 euros y acerca una posible solución para la deuda con la Seguridad Social

La directiva del Algeciras CF, en la asamblea de socios. La directiva del Algeciras CF, en la asamblea de socios.

La directiva del Algeciras CF, en la asamblea de socios. / Jorge del Águila

El Algeciras CF aprobó sus cuentas y la junta directiva que preside Ricardo Alfonso Álvarez abrió la puerta a un adelanto de elecciones en una asamblea que estuvo muy marcada por la reciente salida de Mané como secretario técnico del club albirrojo. La masa social dio el visto a los números de la pasada campaña y a un presupuesto de 930.000 euros para la presente temporada, la del regreso a Segunda B. La cita, que se alargó más de tres horas, dejó también una luz para la esperanza en cuanto a la deuda de la entidad con la Tesorería, ya que existe la posibilidad de que la directiva logre por fin un convenio de pagos con la Seguridad Social en las próximas fechas.

Algecirismo en estado puro en una asamblea general ordinaria en la que los socios pudieron transmitir todas sus inquietudes. Aunque apenas acudieron un centenar de los casi 300 que tiene el club, la sesión se alargó en el Auditorio Millán Picazo y en gran medida fue por el reciente cisma que ha provocado la marcha de José Manuel Jiménez Mané. La directiva dio su versión de la dimisión del algecireño, habló de Mané como una figura "imprescindible" para la institución y abrió una y otra vez la puerta a su regreso. Incluso el padre del exfutbolista se ofreció a mediar para una reconciliación que a día de hoy se antoja complicada porque la relación con Emilio Fajardo, el entrenador, está rota.

La directiva que encabeza Ricardo Alfonso Álvarez, tras la lectura del acta de la anterior asamblea, aprobó por mayoría absoluta las cuentas de la pasada andadura, de 633.841 euros y con un superávit de más de cinco mil euros. Los rectores de la entidad albirroja aprobaron también el presupuesto para la presente temporada, que asciende a 930.000 euros (el más alto de la actual junta), en gran parte gracias al arreón dado en la campaña de abonados (casi 2.400 fieles).

Miguel Ángel García Núñez, uno de los tres vicepresidentes del Algeciras, avanzó una buena noticia en las negociaciones con la Tesorería y es que la directiva confía en cerrar pronto un convenio de pagos con la Seguridad Social para encauzar por fin ese millón y pico de euros (engrosado por los intereses). De salir adelante, sería una noticia de alcance similar a la del ascenso porque supondría encauzar esa gran losa y reactivar las cuentas con la llegada de todas las subvenciones. La entidad, en cualquier caso, tiene la vía jurídica abierta en manos de Nacho Castro y el propio García Núñez, quienes lidian además con el resto de pleitos de la casa.

Socios y directiva debatieron largo y tendido, con algunos momentos tensos, sobre el caso Mané y el futuro deportivo del primer equipo que entrena Emilio Fajardo. Entre infinitos dimes y diretes, los dirigentes trataron de poner paz en una masa cuando menos dividida. Ricardo Alfonso Álvarez, que el próximo mes de febrero hará cuatro años desde su desembarco como gestora, anunció que la directiva está dispuesta a un adelanto electoral si así lo desean los socios. Entre los presentes, el ánimo, dentro de las críticas, es que sigan los que están, sobre todo por una gestión económica ejemplar. Sin embargo, el presidente, en boca de todos sus compañeros, afirmó que en breves fechas comunicará qué decisión toma la junta. Sí dejó caer que no repetirá al frente cuando finalice su periplo.

Al Algeciras le urge poner en orden la casa porque se acerca el mercado de invierno, la única ventana que ofrece la competición para reforzarse y apuntalar la plantilla. Los socios quieren o que vuelva Mané o que se busque a un sustituto, pero en cualquier caso que la nave no se quede desgobernada.   

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios