Real Balompédica Linense La Balona y la pugna por los dorsales

  • Los albinegros, con una plantilla prácticamente nueva, tienen que decidir el reparto de los números, que serán fijos y con nombre a partir de esta temporada

La nueva camiseta de la Balona, con el hueco reservado para el dorsal y el nombre. La nueva camiseta de la Balona, con el hueco reservado para el dorsal y el nombre.

La nueva camiseta de la Balona, con el hueco reservado para el dorsal y el nombre. / RBL

Comentarios 1

Con el '1' Javi Montoya, con el '2' Sergio Rodríguez, con el '5' Carrasco... ¿Y el resto? Es una de las cuestiones que deberá resolver el vestuario de la Balona este verano, como la mayoría de los clubes de la Segunda B, que por fin ven cumplida su demanda de recuperar el dorsal fijo y el nombre en las camisetas. La nueva normativa abre un debate cuando menos curioso en el seno de la Real Balompédica Linense ya que la mayor parte de su plantilla acaba de desembarcar. Puede que haya un sorteo o puede que la pretemporada se convierta en una contrarreloj para ver quién se hace con el '4', el '7', el '9' o el siempre emblemático '10'.

El número y el nombre regresan al fútbol de bronce por obligatoriedad, según informa la Federación Española, “en todos y cada uno de los partidos de las competiciones oficiales, tanto al dorso de la camiseta como en el pantalón, reservándose los números 1 y 13 para los porteros y el 25 para un eventual futbolista, con licencia del primer equipo, con la cualidad de tercer guardameta”.

La Balona con su plan renove presenta una de las plantillas que más cambios va a experimentar con respecto a la pasada andadura. Esto quiere decir que Jordi Roger, el técnico, tiene una tarea importante por delante para armar un nuevo equipo y en ese equipo, salvo tres veteranos con un rol muy marcado, todos buscan su sitio... Y su número.

Se acabó eso de salir con una alineación del '1' al '11' salvo carambola. Ahora cada futbolista hará suyo su dorsal, un sentimiento de pertenencia que podrá extrapolarse a los aficionados, que ahora pueden volver a lucir a su jugador favorito con nombre y número. Este aliciente puede suponer un incentivo en la venta de elásticas. La nueva de la Balona ya enseñó su diseño y colores.

La medida también ayuda a que la afición se identifique más con la camisola

La decisión de la Federación con el número y el nombre en las camisetas es una medida más para avanzar en la profesionalización de una categoría que mira al futuro. Según especifica la última circular, la disposición es así: "Al dorso de la camiseta deberá figurar el dorsal fijo de cada futbolista, con una dimensión de 25 centímetros de altura y, encima, a una altura de 7,5 centímetros, la identificación nominal del futbolista. Además, la numeración del futbolista deberá figurar en la parte anterior del pantalón, abajo a la derecha, con una dimensión de 10 centímetros”.

Los clubes de Segunda B tienen hasta diez días antes de que comience la competición –el 24-25 de agosto– para hacer llegar a la RFEF la relación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios