Real Balompédica Linense El Murcia, que visita a la Balona, incapaz de ganar a los del grupo de cabeza

  • Los pimentoneros desempolvan en las últimas jornadas sus acentuados problemas defensivos

Peque intenta marcharse del exbalono Luis Madrigal, en el Real Murcia-Sanluqueño Peque intenta marcharse del exbalono Luis Madrigal, en el Real Murcia-Sanluqueño

Peque intenta marcharse del exbalono Luis Madrigal, en el Real Murcia-Sanluqueño / Real Murcia

El Real Murcia, decimotercer clasificado del grupo IV de Segunda B, visita el domingo (17:00) a la Real Balompédica, quinta, a la que el jueves siete (21:00) recibirá en la Copa Federación. El conjunto pimentonero es el claro ejemplo del tópico de fuerte con los débiles y débil con los fuertes: no ha puntuado una sola vez ante rivales que, después de diez jornadas, aparezcan por delante en la clasificación.

José Otón, en La Verdad de Murcia, detalla: “De los diez partidos de Liga que ha disputado hasta ahora ha cosechado cinco derrotas, todas ellas contra escuadras mejor posicionadas".

"De los de arriba, sucumbió en la Nueva Condomina ante el San Fernando, actualmente segundo clasificado, y también contra el Córdoba en el Nuevo Arcángel, en un duelo que mereció ganar. Además, también ha caído frente al Cádiz B, séptimo, Sanluqueño, decimoprimero, y Don Benito, decimosegundo actualmente tras sumar diez puntos de los doce últimos que ha disputado”, analiza.

“Sin embargo, el equipo de Adrián Hernández ha ganado a tres de los cuatro equipos que ocupan actualmente puestos de descenso a Tercera (Villarrobledo, Talavera y Mérida), mientras que consiguió sacar un punto en el derbi ante el UCAM, equipo que actualmente ocupa el puesto de promoción de descenso a Tercera, y ante el Algeciras, que arañó un punto en su visita a la Nueva Condomina y que ahora es decimoquinto, con solo un punto menos que el Real Murcia”, añade el análisis.

El caso es que los murcianistas achacan gran parte de sus males a sus problemas defensivos. Una tara que creían solucionada cuando después de encajar nada menos que siete goles en las cuatro primeras jornada los granas habían logrado dejar su puerta a cero en tres duelos consecutivos (ante Villarrobledo y Mérida y en su desplazamiento al campo del UCAM).

Sin embargo las debilidades han vuelto a aparecer como demuestra la estadística: encajó dos goles en su visita al resucitado Don Benito y en el compromiso como local ante el Sanluqueño de las dos últimas jornadas, ambas saldadas con derrotas.

Los tantos que ha encajado el Murcia en los dos últimos partidos han sido más que evitables. En todos ellos, la culpa es de todos los integrantes de la defensa grana, desde los centrales, a los dos laterales y los dos porteros granas", asevera La Verdad.

"Todos ellos pudieron hacer más de alguna forma para que el equipo de Adrián Hernández no perdiera de forma consecutiva dos duelos claves para eludir la zona caliente. Los rivales se limitaron a aprovechar los regalos de los jugadores del Murcia para llevarse todo el botín”, recalca.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios