Pesquero desaparecido en aguas marroquíes

Descartan la colisión con un mercante como causa de la desaparición del Rúa Mar

  • La Guardia Civil ha entrevistado a las tripulaciones de los buques con los que se cruzó el pesquero, pero no han podido aportar información alguna

  • Un pesquero marroquí lo divisó pero no detectó que sufriese ninguna emergencia

Familiares y amigos de los desaparecidos esperan en el recinto pesquero del Puerto de Algeciras Familiares y amigos de los desaparecidos  esperan en el recinto pesquero del Puerto de Algeciras

Familiares y amigos de los desaparecidos esperan en el recinto pesquero del Puerto de Algeciras / Erasmo Fenoy

El paradero del pesquero Rúa Mar y sus seis marineros sigue siendo una incógnita un día y medio después de su desaparición, pero ya se ha descartado una hipótesis: la colisión con un buque mercante. La Guardia Civil ha hecho un seguimiento de todos los buques que pudieron cruzarse con el pesquero y descarta que alguno de ellos lo haya arrollado, una teoría que se había estado barajando hasta ahora.

La radiobaliza del Rúa Mar lo situaba a 28 millas al noroeste de Cabo Espartel cuando se activó a la 1:31 de ayer. Cruzando esos datos con el posicionamiento de los buques que navegaban por esa zona en el mismo rango horario, la Guardia Civil ha detectado aquellos que pudieron cruzarse con el pesquero y ha entrevistado a las tripulaciones y revisado los datos de esos buques pero sin resultados. Según ha explicado el teniente coronel de la Guardia Civil Luis Martín, desplazado al Puerto de Algeciras, "se descarta el choque", pero quedan abiertas el resto de opciones.

Entre ellas que un golpe de mar pudiera haber volcado el pesquero y hecho saltar la radiobaliza, que se activa automáticamente al contacto con el agua de mar.  Este dispositivo de emergencia y dos boyas son los únicos restos encontrados en la zona por ahora, en una búsqueda que se está centrando en encontrar a posibles supervivientes de un accidente.

En la actualidad participan en ella el buque de salvamento SAR Mastelero, varios medios aéreos de Salvamento Marítimo y Guardia Civil y una fragata de la Marina Real marroquí, cuya colaboración ha resaltado Martín. Se espera el permiso de Marruecos para que pueda sobrevolar su espacio aéreo un avión del Instituto Armado. También han salido a la mar tres pesqueros de Algeciras a colaborar con la búsqueda.

"No obstante, conforme pasa el tiempo toca pensar en la segunda fase, la búsqueda del pecio", explica el teniente coronel. Salvamento Marítimo está valorando la posibilidad de intervenir para rescatarlo, pero se encuentra con un hándicap: la profundidad. "El barco ha desaparecido en aguas marroquíes en un punto que ronda los 480 metros de profundidad y con corrientes muy fuertes". En el cono que se ha señalado como posible área de hundimiento del pesquero la profundidad oscila entre los 300 y los 700 metros. Y existe tecnología capaz de llegar a esa profundidad "pero también tendría que hacer frente a esas corrientes". El mal tiempo también añade dificultades, con la mar embravecida.

En el caso de que pudiese finalmente encontrarse el pecio, se entraría en una tercera fase en la que nadie quiere pensar por ahora en la que habría que tener en cuenta todas esas dificultades: la extracción de los posibles cuerpos. Aunque por ahora, destaca Martín, aún se está en la búsqueda de supervivientes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios