Al microscopio

Dos chicos Diverciencia

Alejandro y Pablo median ante la multinacional americana Scheweitzer Engineering Laboratories (SEL) y logran una donación para la iniciativa algecireña

Alejandro y Pablo son dos jóvenes ingenieros algecireños que trabajan para la multinacional americana Scheweitzer Engineering Laboratories (SEL) en su sede de Madrid. El primero de ellos es antiguo alumno del Colegio Salesiano María Auxiliadora y el segundo lo es del IES Levante. Hasta ahí, pensarán ustedes, nada especialmente destacable. Sin embargo lo que voy a contarles ha hecho que, como Junta Directiva de la Asociación amigos de la Ciencia, nos sintamos enormemente orgullosos y agradecidos.

Hace muy pocos días recibí un whatsapp de Alejandro al que, aunque el en principio lo dudaba, yo recordaba perfectamente. Me comentó brevemente su trabajo actual y me informó de que su empresa hace donaciones a distintas entidades todos los años y que una de ellas !Era para nosotros! Cuando recursos humanos preguntó al personal de su sede de Madrid a que organización, que trabajara con niños y jóvenes, podían hacer una de sus donaciones anuales, Alejandro y Pablo, casi sin dudarlo y recordando ambos que fueron alumnos de nuestra primera edición de la Feria, propusieron a Diverciencia. La empresa contactó conmigo desde su oficina de Madrid, nos dio oficialmente la noticia e hizo efectiva la donación.

Todas las ayudas que recibimos de sponsors y colaboradores son tremendamente necesarias para el proyecto, pero ésta, tan inesperada, y después del enorme esfuerzo realizado para alojar y atender a todas las delegaciones que han asistido a nuestra Feria de Ciencia, la hemos recibido como agua de mayo. Mas  aún cuando llegaba de la mano de dos de nuestros chicos Diverciencia. ¡Que enorme satisfacción para nosotros!

Precisamente una de esas delegaciones de profesores que cruzaron el Atlántico para estar en Algeciras, la procedente de Perú, con el Decano del Colegio de profesores de la Región de la Libertad en la ciudad de Trujillo, a la cabeza, se fue tan entusiasmada y agradecida que anda ahora ultimando la que será la I Feria Internacional de Ciencia, Diverciencia-Perú. Nuestro formato de trabajo ha servido de inspiración para que la municipalidad de Trujillo, el Gobierno Regional, Universidades y empresas apoyen la iniciativa que se llevará a cabo a finales de septiembre. Ojalá algunos profesores de Algeciras puedan estar en ella.

Cuando lean este artículo estaremos, junto con Fundación Campus Tecnológico y la Universidad de Cádiz, y gracias a ambas entidades, otorgando los diplomas a diez estudiantes becados durante esta semana en la ETSIA y la Facultad de Enfermería y despidiendo a dos chicas que marchan una semana de julio al Servicio Geológico Británico en Nottingham una de ellas, y la otra, al Max Delbruck Center en Berlín. Ambas becas pueden concederse gracias a los investigadores Andrés Payo y Darío Lupiáñez, respectivamente. Dos algecireños que forman parte también, de lo que podemos llamar la familia Diverciencia.

Tags

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios