Cultura

Díaz Valladares se reivindica con otra aventura literaria llamada 'La Colina'

  • El escritor, de corazón linense, publica su última novela y tiene dos ya en camino Relata una historia social sobre un embarazo juvenil

Sin vacilar un instante Francisco Díaz Valladares se enfrenta a la literatura como un joven que se enfrenta a los problemas. Busca historias interactivas, de la calma a la tempestad. Este sevillano de corazón linense acaba de publicar su nuevo trabajo, denominado La Colina, de la editorial Edelvives, dentro de la colección Alandar. En él vuelve a embarcarse en un mar de problemas, aunque esta vez terrenales y no a bordo de un barco como con Antares, premio Alandar, o La barca del pan.

Como describe en la sinopsis del libro: "la vida da muchas vueltas". La joven Lucía, a punto de hacer la maleta para continuar sus estudios en la universidad se entera de que está embarazada, se trata sin duda de un maremoto que en ese momento se lleva por delante todos sus sueños.

Valladares en la obra refleja una historia marcada por un padre estricto, pero esos que llegan al punto de saltarse sus propias reglas con tal de evitar las críticas ajenas; además se vislumbra una hermana con doble cara, chapada a la antigua; y una madre demasiado sumisa, un difícil esquema familiar para conjugar la realidad en la que se descubre Lucía. Sin embargo, el escritor desentierra el empeño de la joven por hacer las cosas a su manera, de forma que encontrará el apoyo y la amistad de nuevas compañías que cambiarán su vida por completo.

Díaz Valladares reconoce que La Colina es un trabajo al que tiene "muchísimo cariño". Se encontraba viendo la televisión, una protesta pro-aborto frente a otra pro-vida; en la segunda le preguntaban a una madre qué haría si su hija se quedara embarazada, a lo que rápidamente respondió "no se va a quedar". El escritor no pudo contener la risa antes esas palabras y le embargó la preocupación del problema que podría tener esa hija. Decidió escribirlo.

Tiene publicadas numerosas novelas, tanto de aventuras en exóticos parajes como otras de tono más realista. "Siembra un sueño, riégalo y cosecharás una realidad", esta frase sin duda ha sido un referente en su vida, cita que él mismo escribió.

Desde pequeño ha soñado con viajar, al cumplir 19 años hizo la maleta y emprendió un largo camino: Oriente Medio -permaneció cinco años-, EEUU, México, Turquía, Grecia o Francia, y aún no ha parado. Sin embargo, pese a su carácter inquieto, ha estado y está muy ligado al Campo de Gibraltar, especialmente a La Línea. Hace unos meses presentó su novela Antares en Algeciras, lo cual aprovechó para agradecer a Juan José Téllez, presidente del Centro Andaluz de las Letras (CAL), organismo que impulsó esta visita. "Me paso todo el año dando vueltas por los pueblos de España y me molesta no ir a mi pueblo", en referencia a Algeciras, La Línea o la comarca en general, que ha convertido en parte suya y de su literatura tomando como reflejo el Estrecho.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios