El Archivo de Indias ahonda en la gesta de Vasco Núñez de Balboa en el Pacífico

Sevilla conmemora el quinto centenario del 'descubrimiento' del océano con una exposición sobre aquel hito histórico y sus repercusiones que se exhibirá simultáneamente en Manila

Una imagen del Archivo General de Indias, en Sevilla, y abajo, retrato del explorador extremeño Vasco Núñez de Balboa.
Una imagen del Archivo General de Indias, en Sevilla, y abajo, retrato del explorador extremeño Vasco Núñez de Balboa.
F. Camero Sevilla

18 de agosto 2013 - 05:00

Hoy, y desde hace siglos, se conoce como Pacífico, pero hubo un tiempo en el que aquel océano, el mayor de la Tierra, fue primero el Mar del Sur y después -así lo llegaron a llamar algunos historiadores- el Lago español. Aunque este hito no es especialmente bien conocido en nuestro país -eclipsado por otra enormidad, la del continente americano descubierto previamente por accidente, mientras los exploradores españoles buscaban una ruta directa al este navegando hacia el oeste-, fue Vasco Núñez de Balboa, nacido en la localidad extremeña de Jerez de los Caballeros en 1475, la primera persona del Viejo Mundo que divisó esas aguas en las que no tardaría en abrirse un fructífero nuevo camino para el comercio que conectó a Europa y América con Asia y viceversa. Y en esas rutas que ampliaron el mundo y en cierto modo también lo hicieron más pequeño, o menos ignoto, Sevilla tuvo un papel crucial. No en vano, su puerto marcaba el punto de inicio y el final de esos itinerarios, los primeros en los que se pudo intuir el fenómeno -hoy tan conocido y apabullante- de la globalización.

El 25 de septiembre se cumplirán cinco siglos desde aquel hallazgo de Núñez de Balboa, y para conmemorar ese episodio trascendental, que ocurrió porque hubo un hombre que tuvo "una idea más fuerte que el miedo", como cantaron algunos cronistas de la época, el Archivo General de Indias acoge desde el día 19 de ese mes hasta el 9 de febrero de 2014 la exposición Pacífico. España y la aventura de La Mar del Sur. Organizada conjuntamente por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte a través de la mencionada institución sevillana (donde se custodia una parte esencial de los fondos documentales sobre el Pacífico contenido en los archivos españoles), el Ministerio de Asuntos Exteriores y Acción Cultural, la muestra estará comisariada por Antonio Fernández Torres y Antonio Sánchez Mora, que quisieron plantear el recorrido por la exposición -ha contado el primero de los especialistas- "como un viaje en sí mismo".

Ese viaje, que ya ha podido realizarse antes en el Convento de San Francisco de Trujillo hasta el pasado día 11, comprende alrededor de un siglo, desde que el descubrimiento -o "avistamiento", como prefiere llamarlo Sánchez Mora- se produjo en 1513, hasta principios del siglo XVII, cuando el Galeón de Manila (conocido también como Nao de la China) estaba ya funcionando regularmente con como mínimo un viaje al año. "En esos cien años, el océano Pacífico vivió una transformación radical, al pasar de su antigua condición de "oscura", de sombra inexplorada en mapas y cartas de navegación, a "espacio de intercambio y comunicación entre los pueblos americanos y asiáticos".

La exposición propondrá al visitante un enfoque de "aventura", porque eso fue, ha apuntado Sánchez Mora, pero también una mirada a las repercusiones de todos esos intercambios, que, más allá de su importante impacto comercial y económico, lo fue también "de ideas y de valores humanos", y en algunas ocasiones de recelos e incomprensión mutuas entre culturas extrañas. Dividida en cinco bloques (Un mundo incompleto; América, el continente inesperado; El descubrimiento de la Mar del Sur; La exploración del Océano Pacífico; y De la estela al camino: el Pacífico, puente entre continentes), la muestra ofrecerá escenografías, proyecciones audiovisuales y documentos de la época, medio centenar de ellos originales, entre ellos el que acreditaba a Núñez de Balboa como Adelantado de la Mar del Sur, el cargo oficial con el que la Corona española lo distinguió tras completar su gesta.

En paralelo a la celebración de esta exposición -que durante su estancia en el Archivo de Indias se mostrará simultáneamente en Manila, la capital de la antigua colonia española de Filipinas, aunque sólo en Sevilla se verán documentos originales, y más tarde, durante 2014 y 2015, viajará por otros países del área del Pacífico-, y para ampliar el alcance científico-divulgativo del proyecto, la Escuela de Estudios Hispano-Americanos y el Archivo de Indias organizarán un congreso internacional que reunirá a expertos de diversas disciplinas científicas, desde la historia a la geografía, pasando por el arte y la arquitectura, y que estará coordinado por la catedrática de la Universidad Hispalense Carmen Mena y el investigador del Centro Superior de Investigaciones Científicas Salvador Bernabeu.

También te puede interesar

stats