La Línea

Una furgoneta mal aparcada lleva a la Policía a localizar tabaco de contrabando

  • Los agentes la llevan al depósito, lo que permite dar con el supuesto responsable del envío

Un agente de Aduanas muestra tabaco de contrabando. Un agente de Aduanas muestra tabaco de contrabando.

Un agente de Aduanas muestra tabaco de contrabando. / e. s.

Una furgoneta mal aparcada en La Línea llevó a la Policía Local a intervenir 1.750 cajetillas de tabaco de contrabando -valoradas en 9.000 euros- y a levantar un acta por infracción administrativa contra un vecino de la localidad.

La actuación ocurrió el lunes, cuando una patrulla del cuerpo municipal de seguridad detectó en la calle Los Chaparrales una furgoneta mal estacionada. Dentro de ella había varias cajas sobre los asientos.

El vehículo fue retirado por la grúa y trasladado hasta el depósito municipal. Ante la sospecha de que las cajas fueran de tabaco de contrabando se alertó a los diferentes turnos por si el propietario pasaba a retirar el coche.

Ya en la madrugada del martes, a la 1:00, otra patrulla policial interceptó en el carril de acceso al depósito municipal de El Zabal un vehículo con dos ocupantes. Tras su identificación y cacheo, se comprobó que uno de ellos llevaba en un bolsillo las llaves de una furgoneta del mismo modelo que la intervenida. Por ello, los agentes le indicaron que tratara de abrir con ellas la furgoneta que se encontraba en el depósito. Efectivamente, las llaves correspondían al vehículo, por lo que pudo ser registrado y constatar que tenía 1.750 cajetillas de tabaco sin precintos legales.

El portador de las llaves señaló que la furgoneta era de su padre y que el tabaco no era de su propiedad. Momentos después, de manera voluntaria, se personó en la jefatura un vecino de La Línea, quien dijo ser el dueño de la mercancía. Contra él se tramitó la denuncia por infracción de la ley de contrabando y la mercancía pasó a Aduanas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios