La Línea Franco recalca que la ciudad autónoma es "una solución" y no una cuestión "de sentimientos"

  • El alcalde subraya que la situación de la ciudad "no tiene parangón" con otro municipio del territorio nacional

  • "Nos sentimos gaditanos, andaluces y españoles", aclara

Franco, durante el Pleno celebrado el pasado jueves.

Franco, durante el Pleno celebrado el pasado jueves. / Jorge del Águila

La conversión de La Línea en ciudad autónoma no es una cuestión identitaria, sino socioeconómica. Ese es el mensaje que el alcalde de La Línea, Juan Franco, quiere dejar claro frente a quienes comparan el proceso abierto por el municipio, cuyo Pleno aprobó ayer iniciar los trámites de una consulta popular sobre el cambio de régimen jurídico, con el proces catalán. Y así lo ha resumido este viernes en una entrevista, en la que ha recalcado que la pretensión de convertirse en ciudad autónoma "no es una cuestión de sentimientos, porque nos sentimos gaditanos, andaluces y españoles", sino que se trata de "una solución jurídico administrativa a los problemas" de la ciudad, "que no tiene parangón con ningún municipio del territorio nacional".

En una entrevista a Canal Sur Radio recogida por Europa Press, Franco ha explicado que "simplemente" se trata de "dotar" a La Línea "de unas instituciones que permita poder afrontar una situación única en todo el territorio nacional".

El primer edil ha recordado que actualmente en La Línea hay 11.000 personas, una de cada seis, que están trabajando en Gibraltar y están cotizando a un fondo de pensiones extranjero, "con las consecuencias que eso tiene", además de encontrarse con "problemas gravísimos asociados al narcotráfico o los efectos del Brexit que se están dejando notar desde el primer día después del referéndum".

Se trata, según el alcalde, de "una serie de problemas añadido que entendemos que no se le ve solución con la estructura jurídica que ahora mismo tenemos". "Necesitaríamos un régimen fiscal especial, una atención específica para esas personas, un tratamiento diferenciado para los funcionarios que están trabajando en el municipio. No estamos planteando un procés o una declaración unilateral de independencia, como es obvio", ha añadido Juan Franco.

El alcalde linense ha incidido en que lo que se está pidiendo autorización para ver qué piensa la ciudadanía. "Nos podemos encontrar que a nosotros nos puede parecer una idea genial pero que después no tenga soporte por parte del grueso de la población", ha señalado.

Juan Franco ha indicado, a modo de ejemplo, que Ceuta "cuenta con un presupuesto de 290 millones de euros, cierto es que asume competencias que no asume el ayuntamiento, pero el Ayuntamiento de La Línea tiene un presupuestos de 48 millones". Del mismo modo ha señalado que "San Roque, por poner el único municipio colindante que tiene La Línea, cuenta con un presupuestos per cápita de 2.350 euros y en el caso de La Línea es de 760 euros por habitante".

"Que me digan un municipio en España que tenga 11.000 personas que todos los días van a trabajar a un país extranjero y que no tenga una atención diferencia, o que tenga los problemas de narcotráfico que tiene esta ciudad o con claustros de profesores que tenga una rotación de hasta un 70% anual, con la calidad con la que se acaba esta educación", ha afirmado el alcalde, que subrayado en que "son cuestiones que no tienen parangón con ningún otro territorio, no es una cuestión sentimental, es una solución jurídico administrativa a los problemas que tenemos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios