Gibraltar

Gibraltar desactiva la antigua central eléctrica de gasóleo y pasa a electricidad generada por gas natural

Autoridades gibraltareñas y empleado de la central eléctrica. Autoridades gibraltareñas y empleado de la central eléctrica.

Autoridades gibraltareñas y empleado de la central eléctrica. / E. S.

El Gobierno de Gibraltar ha anunciado este jueves que la central eléctrica de Waterport, alimentada por gasóleo y reforzada por grupos electrógenos, ha sido oficialmente retirada del servicio y no volverá a generar energía, a medida que se emprende la transición hacia una generación más limpia y eficiente a través de la nueva central eléctrica de GNL (Gas Natural Licuado) de North Mole.

La construcción de la Central Eléctrica de Waterport comenzó en 1981, tras el intercambio de contratos entre el entonces ingeniero eléctrico de la ciudad, Víctor Bensadon, y la empresa Hawker Siddeley Power Engineering para la instalación de sistemas de generación basados en motores diésel con una capacidad total de 15 megavatios, suficientes para cubrir las necesidades eléctricas en aquella época.

La planta produjo su primer kilovatio de electricidad en agosto de 1982 y ha servido a la comunidad durante casi 40 años. En la actualidad, la demanda de electricidad de Gibraltar alcanza un pico diario medio de 36MW, lo cual representa un aumento considerable desde la apertura de la central eléctrica de Waterport.

La nueva central eléctrica de North Mole tiene una capacidad de unos 80MW y para generar electricidad emplea tecnología innovadora, más limpia y eficiente. En la actualidad, la nueva planta está pasando por los procedimientos de control finales. En breve, la empresa Bouygues Energy Services la pondrá a disposición de la Compañía Eléctrica de Gibraltar para su operación continua. La central nueva central ya genera prácticamente toda la energía que requiere Gibraltar mediante el uso de gas natural.

El ministro de Servicios Públicos, Albert Ísola, ha manifestado: “La retirada del servicio de la central eléctrica de Waterport constituye una prueba constatable de nuestro compromiso de asegurar el futuro de un modo más limpio y eficiente. Estoy muy agradecido a John Cortés -ministro de Medio Ambiente y Cambio Climático-, que ha trabajado durante varios años para hacer realidad la Central Eléctrica de GNL y permitirnos cerrar finalmente la Central Eléctrica de Waterport".

Ahora comenzarán los trabajos de retirada de la central desactivada y demolición de los edificios para permitir el desarrollo de esa zona, donde el Gobierno gibraltareño tiene previsto levantar viviendas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios