Fútbol | Crisis del coronavirus La 2B-Pro divide al fútbol no profesional

  • Los 40 clubes que la defienden dicen que "protege la estabilidad" de la categoría

  • El resto asegura que es una medida "precipitada, improvisada e insolidaria"

Luis Rubiales, presidente de la Federación Española de Fútbol Luis Rubiales, presidente de la Federación Española de Fútbol

Luis Rubiales, presidente de la Federación Española de Fútbol / E.S.

La propuesta remitida a la Federación Española de Fútbol por parte de 40 equipos de Segunda división B (los diez primeros clasificados de cada grupo) para crear lo que denominan la Segunda B-Pro, una división intermedia entre la Segunda y la actual Segunda B, ha fracturado en dos el fútbol no profesional. Los equipos que se verían beneficiados (entre ellos la Real Balompédica Linense) defienden que el balompié nacional necesita una reconversión y que, al amparo de la crisis del coronavirus, es el momento. El resto, entre los que se encuentra el Algeciras Club de Fútbol y los de Tercera (UD Los Barrios), se sienten agraviados.

Los equipos que auspician esa nueva división, a la que solo tendrían acceso los diez primeros clasificados de cada grupo de Segunda B cuando se paralizó la competición tras 28 jornadas, defienden: “Debido a las graves circunstancias que está viviendo nuestro país, y por lo tanto el fútbol, hay que tomar medidas que puedan proteger la estabilidad y sostenibilidad de las categorías no profesionales, y no devaluarlas aún más”, afirman los firmantes. “Nadie hoy discute que es necesario un cambio en el fútbol no profesional, y no hay otro momento como el actual para acometerlo”.

“Por ello, un conjunto de 40 clubes, que se han seleccionado por estricto orden clasificatorio, hemos elaborado una propuesta de reforma integral de la categoría. Si bien no es más que una propuesta, ésta ha sido realizada con rigor y criterio, entendiendo que recoge las bases de un proyecto conjunto que será sólido, duradero y solidario en nuestro fútbol”, defienden.

La réplica

La respuesta de los clubes que no se ven beneficiados por esta medida no ha tardado en aparecer en otro escrito remitido a la Española al que ha tenido acceso Mundo Deportivo en el País Vasco y en el que se lee que esas entidades entienden que lo mejor es finalizar la actual temporada, pero siempre en las mismas condiciones que en el momento de la suspensión, y priorizando siempre las garantías sanitarias de todos nuestros jugadores, técnicos y empleados”.

En caso de que no pueda producirse, son “partidarios de dar por finalizada y anulada la temporada 2019/2020, ya que esta es la única alternativa legal posible de alteración de la competición que contempla la actual normativa fijada en el artículo 188 del RG de la Federación, que permite la suspensión total o parcial de la misma por causa de fuerza mayor. Por tanto, la posición de todos los clubes firmantes en este escrito sería de dar por finalizada y anulada la temporada 2019/2020”.

Es decir, que tampoco harían suya la oferta federativa de detener la competición y que solo los cuatro (seis u ocho) primeros clasificados disputasen un play-off ‘por concentración que se ha dado en llamar “final exprés”.

Con respecto a la Segunda B-PRO, señalan: “Aprovechar la actual coyuntura de alarma e incertidumbre social que vive el país, para proponer en la nueva temporada 20/21 la creación de una nueva categoría en el futbol español de manera tan precipitada, improvisada e insolidaria, sin estar estudiado ni trabajado a conciencia, y sin el cocimiento previo de todos los equipos que comenzamos en agosto 2019 la competición de segunda división B, es cuanto menos sorprendente y desafortunado”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios