Algeciras CF Una sequía que viene de largo

  • El Algeciras acumula diecinueve desplazamientos consecutivos sin una victoria en Segunda B

  • La última alegría, hace ya cuatro años en Melilla

Los jugadores del Algeciras felicitan a Iván, en Melilla en 2016. Los jugadores del Algeciras felicitan a Iván, en Melilla en 2016.

Los jugadores del Algeciras felicitan a Iván, en Melilla en 2016. / E. S.

Con la derrota del pasado sábado en Villarrubia, son ya diecinueve partidos oficiales consecutivos los que lleva el Algeciras CF sin conseguir una victoria fuera de casa en Segunda división B. El equipo de Emilio Fajardo ha quemado sin éxito once cartuchos lejos del Nuevo Mirador esta temporada. La racha se engrosa con las ocho salidas que encadenó sin triunfo el conjunto albirrojo que acabó por descender en la 2015/16. Entre medias, ya se sabe, el último paréntesis en la Tercera división.

El algecirismo no quiere más paréntesis en Tercera y eso pasa, en cierta medida, por empezar a arrancar algunas alegrías a domicilio. Hay que remontarse demasiado en el tiempo para rememorar la última conquista liguera fuera en la categoría de bronce: un 1-2 en Melilla el 10 de enero de 2016. Se acaban de cumplir cuatro años. Entre Melilla y Villarrubia, 1.462 días.

Aquella tarde en el Álvarez Claro los del Nuevo Mirador vencieron con goles de Cristo e Iván Turrillo gracias a una primera parte fabulosa. En la segunda, los foráneos tiraron de oficio para sostenerse ante un Melilla que recortó por medio de Diego Cascón. Aquel día los entrenados por Baldomero Hermoso Mere se distanciaron a nueve puntos del descenso. Aquel día, no obstante, comenzó el declive de un equipo que no se pudo salvar de ninguna de las maneras.

El equipo de Fajardo, el tercero peor del grupo como viajero tras once salidas

Después de ganar en Melilla, el Algeciras perdió en Linares y La Línea, igualó en Almería con el filial almeriense, y cayó en Jumilla y Jaén, en todos con Mere a los mandos. Aterrizó como solución de urgencia el algecireño David Guti, quien fuera de La Menacha solo pudo sacar tres empates seguidos en Cartagena, Marbella y Lorca. No bastaron estos resultados a un equipo que pinchó en el último tramo ante su parroquia.

Tras regresar a Segunda B, después de tres intentos para subir, el Algeciras de Fajardo acaba de emprender la segunda vuelta del campeonato con el tercer peor balance como visitante del grupo IV y uno de los diez más flojos de toda la división. El saldo arroja cinco puntos en once desplazamientos (33 puntos posibles). Únicamente el Recreativo Granada (4) y el Villarrobledo (1) han sumado menos fuera, aunque el filial nazarí sí ganó un encuentro fuera.

Al Algeciras le ha pasado de todo en la carretera, ha tenido arbitrajes criminales, muchos penaltis, goles tontos, fallos imperdonables, el dichoso gol del empate del Cádiz B en el descuento... Y también actuaciones muy competentes como la de Murcia, Badajoz o Cartagena, por citar las de mayor calado. Pero los números cantan.

Los de Fajardo están en el puesto de promoción con 20 puntos a la espera de que este miércoles acabe la jornada. El Talavera, que visita al Marbella, podría mandar a los albirrojos a zona de descenso. Por delante, ocho viajes más hasta mediados de mayo para intentar enterrar de una vez la maldita racha.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios