Golf. Andalucía Valderrama Masters

Álvaro Quirós se siente como en casa

  • El de Guadiaro se consolida entre los mejores y pone luz a una segunda jornada también sin finalizar por el mal tiempo

  • Hoy se espera más lluvia 

Álvaro Quirós saluda a Harrington en presencia de Johnston Álvaro Quirós saluda a Harrington en presencia de Johnston

Álvaro Quirós saluda a Harrington en presencia de Johnston / Erasmo Fenoy

Álvaro Quirós se crió al lado de Valderrama. Ha jugado infinitas veces en el majestuoso recorrido de la Ryder del 97 y conoce el campo como pocos. Y sin embargo siempre se le indigestó... hasta ahora. El golfista de Guadiaro es una de las buenas noticias del Andalucía Valderrama Masters de San Roque en un torneo que apenas tiene tregua con el mal tiempo. La lluvia y sobre todo las tormentas eléctricas volvieron a interrumpir y retrasar el juego en una segunda jornada que aún está lejos de finalizar. De hecho ni el líder Ashley Chesters ni Sergio García pudieron arrancar con su segunda vuelta. Quirós fue de los que finiquitó lo pendiente del primer día y jugó todo lo que pudo del segundo para consolidarse cerca de la cabeza como una de las grandes bazas de la Armada Española junto a Gonzalo Fernández-Castaño y, por supuesto, el anfitrión Sergio.

El Andalucía Masters tiene un problema con el tiempo en todos los sentidos: las inclemencias meteorológicas están provocando demasiados retrasos y el reloj y la falta de luz corren en contra de una organización que baraja tomar una decisión drástica que pasa por recortar el torneo a 54 hoyos y acabar el lunes.

Todo dependerá de lo que ocurra hoy, pero las previsiones apuntan a más lluvia. El agua no supone tanto un problema para el campo –que está drenando de maravilla– como las tormentas y su riesgo de que caiga un rayo.

Valderrama soporta las precipitaciones hasta el momento y los greenes están fabulosos. Eso sí, este agua ha beneficiado a los jugadores con una hierba más pesada que evita que la bola ruede más rápido.

“Todavía no es oficial que el torneo vaya a jugarse a 54 hoyos, pero viendo lo que está pasando y el parte meteorológico me inclinaría por pensar que tendremos que ir a 54 hoyos y probablemente acabar el lunes”, manifestó José María Zamora, director del torneo sanroqueño.

“Es muy importante tratar de jugar 54 hoyos para que se entreguen todos los puntos de la Race to Dubai y que la posible reducción no perjudique a los jugadores que están luchando por renovar la tarjeta de cara al año que viene”, subrayó Zamora.

La organización fijó el inicio de la tercera jornada a las 9:10.

El segundo día de competición en Valderrama no pudo arrancar hasta las 11:30 y fue con los rezagados del estreno. Entre ellos, un Álvaro Quirós acompañado por Andrew Johnston –ganador en esta plaza antes que Sergio– y el siempre favorito Harrington.

Quirós jugó cómodo, con soltura y buenos golpes para mantenerse siempre entre el -2 y el -3. Lástima ese último putt en el 18 que le impidió cerrar la primera tarjeta con -4. El de Guadiaro pudo jugar nueve hoyos más por la tarde antes de la suspensión definitiva sobre las 18:00.

Con tres bajo el par se situó también Fernández-Castaño, que lleva siete hoyos de su segundo recorrido y se suma a Sergio García o Jorge Campillo como opciones muy reales.

Ni el líder, el inglés Ashley Chesters (-5), ni uno de sus inmediatos perseguidores, Grégory Bourdy (-4), pegaron un solo golpe ayer, pero vieron como se les acercó el escocés Warren (-4).

El público se concentró sobre todo en las partidas de dos clásicos como Olazábal y Bjorn o la de Quirós. Los espectadores que acudan hoy al Andalucía Valderrama Masters podrán participar en Walk&Win, una iniciativa pionera del European Tour con el apoyo de QuirónSalud para promover hábitos de vida saludable con el reto de andar seis kilómetros por el bello recorrido del club de Sotogrande.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios