fútbol Segunda andaluza

El Alma de África denuncia una agresión en Los Cortijillos

  • El club jerezano formado por inmigrantes asegura que el local Juanan golpeó al jugador Semedo en el descanso

Guardia Civil y Policía, a la entrada de los vestuarios del campo cortijillero. Guardia Civil y Policía, a la entrada de los vestuarios del campo cortijillero.

Guardia Civil y Policía, a la entrada de los vestuarios del campo cortijillero.

Comentarios 1

El Alma de África UD, equipo de fútbol jerezano de la Segunda Andaluza formado por inmigrantes, ha denunciado una agresión a su jugador Pedro Semedo en el descanso del partido liguero del pasado sábado contra la AD Los Cortijillos. El club de Jerez asegura que el futbolista local Juan Antonio Salas Gavira Juanan propinó un puñetazo a Semedo en el pasillo de los vestuarios del Municipal Antonio Gavira de la barriada barreña. El conjunto de casa tiene una versión distinta de unos hechos que considera que se han "magnificado", pero afirmó que se defenderá con testigos ante un juez. El acta arbitral de Salvador Luna Cerezo no refleja detalles de los incidentes porque el trío de colegiados aún no había alcanzado la caseta.

El Cortijillos-Alma de África fue suspendido en el intermedio después de que los visitantes retirasen a su equipo del partido por lo acaecido en vestuarios.

La entidad barreña se defenderá ante un juez de unos hechos que entiende magnificados

Alejandro Benítez, presidente del Alma de África, sí ofreció su versión de unos hechos que tilda como "graves". Benítez, que aparece en el acta como delegado de su equipo, explica que al final de la primera parte, que acabó 0-0,"yo, que tengo las llaves del vestuario, me encamino hacia el túnel de vestuario y Pedro (Semedo), que estaba en el banquillo, viene conmigo. dos jugadores de ellos nos adelantan, el portero y el agresor. Y el agresor, al pasar al lado de Pedro, le dice 'cuando acabe el partido te voy a cortar las trencitas que llevas'. Pedro no le hizo ni caso, seguimos para adelante, ellos se adelantaron, no le echamos más cuenta y cuando abro la puerta de nuestro vestuario, me vuelvo para recibir a los jugadores y veo que este se abalanza contra Pedro y le mete un puñetazo en la boca sin mediar ni palabra, con la frialdad más grande que he visto en mi vida... Le pega un puñetazo, Pedro empieza a sangrar, el porero le dice '¿Qué haces Juan? Vete para dentro', le pega un empujón, el otro salió huyendo como lo cobarde que tiene que ser y yo metí a Pedro sangrando en el vestuario, no te puedes imaginar el charco de sangre... Ya entraron los compañeros, vieron la sangre, preguntaron qué había pasado. Uno de los amigos de Pedro llorando, y le dije al árbitro que habían agredido a un futbolista pero me dijo que no había visto nada, y le dije que nosotros nos íbamos para Jerez. Me dijo que no podía suspender el partido y le dije que nos retirábamos. Me trae sin cuidado si ganamos, si perdemos, si nos quitan los puntos. Llamé a la Policía Local, al 112, vino la Guardia Civil, la ambulancia se llevó a Pedro al Hospital, le tuvieron que coser el labio superior", relata el dirigente.

Benítez lamenta que "nadie del equipo contrario, ni la presidenta (no estaba en el campo), nadie nos preguntó cómo estaba Pedro, si necesitábamos algo. De hecho, yo me tuve que ir en el coche del presidente del Facinas, que estaba allí, a recoger a Pedro del hospital. Pero del equipo del Cortijllos nadie; al revés, ya están diciendo por las redes sociales que Pedro fue el que provocó. Y sigo esperando a que estos señores pidan disculpas o se interesen por el chico. De vergüenza. Qué poca educación, qué poca deportividad y qué poco señorío y dignidad", asegura.

Preguntado sobre si entiende que hubo una agresión racista, Alejandro Benítez dice que "no lo llamó negro, le dijo que le iba a quitar sus trenzas, las que lleva típicas de su cultura africana. Si nosotros, que somos un equipo de integración social, vamos a tener que pelar a nuestros futbolistas y que vayan sin trenzas para que un tío no vaya a decirle que se las va a cortar... ¿Esto es racismo? No lo sé, lo sabrá el agresor o lo tendrá que dictaminar el juez", sostiene.

El Alma de África presentó denuncia en la polícia aportando el parte de lesiones y en la Federación, y está estudiando tomar medidas por medio de la Ley del Deporte, y lo hace "para que esto no pase más, que ya está bien. Somos un equipo de inmigrantes africanos para ir a un pueblo y que nos reviente la boca un desalmado. ¿Esto qué es? ¿Esto es fútbol? Yo estoy indignado. A ver si esto no pasa más y este desalmado no juega más al fútbol", manifiesta Alejandro Benítez, que subraya que "no me arrepiento" de haber retirado al equipo en el descanso.

A priori, la Federación hará comparecer a los testigos para esclarecer los hechos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios