Campo de Gibraltar

Algeciras-Bobadilla: cuenta atrás para 2022

  • Adif espera iniciar en breve la redacción del proyecto del tramo Ronda-Bobadilla

  • Las distintas obras de electrificación están aún en fase de proyecto

Vías del tren a su paso por San Roque Mercancías Vías del tren a su paso por San Roque Mercancías

Vías del tren a su paso por San Roque Mercancías / Jorge del Águila

En un extremo del Corredor Mediterráneo, uno de los ejes clave para el transporte europeo en las próximas décadas, la vía Algeciras-Bobadilla sigue a la espera de la gran transformación que dote al principal puerto del país de una conexión ferroviaria suficiente. El último plazo marcado por el Gobierno central es 2022, un plazo ajustado si se tienen en cuenta los trabajos aún pendientes en ella. En la espera, el proyecto, ha visto rebajadas sus prestaciones hasta quedar en un tercer hilo, la renovación de la vía por el mismo trazado con un tercer raíl que permita circular a los trenes de ancho ibérico y ancho estándar, además de la electrificación que se está esperando desde hace un siglo. Este es el estado de las obras tramo a tramo en este inicio de la cuenta atrás para lograr mejorar la vía para 2022.

Infraestructura y vía

El principal reto que tiene que abordar la obra de la vía de la Algeciras-Bobadilla ahora es la renovación integral del tramo entre Ronda y Bobadilla, 69 kilómetros de un trazado complejo. La redacción del proyecto ya está contratada y se iniciará en breve plazo, asegura Adif. Este tramo seguirá el mismo trazado existente, renovando la vía e instalando el denominado tercer hilo, por lo que eludirá una Declaración de Impacto Ambiental que se preveía complicada.

Entre Ronda y San Pablo la renovación de la vía está finalizada desde 2011.

En el San Pablo-Almoraima, el proyecto de renovación de vía, actuaciones puntuales de infraestructura y adecuación de gálibos se ha dividido en dos. Por un lado se está ejecutando desde mayo de 2019 la renovación de la vía, con ajustes puntuales de plataforma y adecuación del drenaje. Por otro, hay un proyecto redactado y en fase de supervisión para una actuación integral en playa de vías y andenes de Jimena de la Frontera y reposición de pasos superiores por gálibos para la electrificación futura. Una vez aprobado, se licitarán las obras.

La parte principal de las obras entre Almoraima y Algeciras está finalizada. Estas cambiarán la configuración de las estaciones de San Roque-La Línea, Los Barrios y Algeciras para implantar el tercer hilo en la vía de ancho mixto.

También se encuentran próximas a su finalización las obras de construcción de un paso inferior peatonal en el término municipal de Los Barrios, así como actuaciones de mejora en el drenaje.

Por otra parte, se espera que en las próximas semanas estén acabadas las obras del entorno de San Roque Mercancías. Estas consisten en la renovación de 3,7 kilómetros de plataforma y vía con nuevo trazado en variante y la remodelación de la estación, construyendo 3 nuevas vías de apartado con una longitud útil superior a 750 metros, para posibilitar que los trenes de mercancías tengan un mayor tamaño y rebajar así el coste del transporte.

Infografía del estado de las obras de la Algeciras-Bobadilla Infografía del estado de las obras de la Algeciras-Bobadilla

Infografía del estado de las obras de la Algeciras-Bobadilla / Miguel Guillén

Señalización

En cuanto a la señalización, en el tramo Gaucín-Algeciras ya están en servicio las nuevas instalaciones de seguridad, construcción del bloqueo automático en vía única con control de tráfico centralizado, que mejoran la regularidad, fiabilidad y seguridad de las instalaciones.

En el entorno de San Roque Mercancías se están ejecutando las instalaciones de seguridad y comunicaciones en paralelo a la obra de la vía. La actuación consiste en la implantación de un enclavamiento electrónico en San Roque-La Línea, con control sobre San Roque Mercancías, y elementos de campo.

Sobre la supresión del bloqueo telefónico existente en el tramo Bobadilla-Ronda, el proyecto constructivo se encuentra redactado y en fase de supervisión desde hace un año. Una vez aprobado dicho proyecto, se procederá a licitar las obras.

Electrificación

La electrificación es una de las materias con más retraso en la demorada tramitación de la Algeciras-Bobadilla. La línea necesita dos subestaciones eléctricas para contar con energía, pero estas se habían quedado inicialmente fuera del grupo de infraestructuras a ejecutar entre 2015 y 2020. El error fue subsanado en 2018 y Red Eléctrica de España se encuentra desarrollando los estudios y proyectos necesarios.

Los proyectos de las dos subestaciones de Adif, sus centros de autotransformación y el telemando de energía de la línea Bobadilla-Algeciras se encuentran en fase de redacción. La tramitación ambiental de la subestación eléctrica en Ronda se ha realizado de manera conjunta con la subestación de transporte de REE de Ronda, y ha sido llevada a cabo por REE. Se ha remitido el expediente completo al Ministerio para la Transición Ecológica.

En cuanto a la catenaria, el proyecto del tramo Bobadilla-Ronda se encuentra en fase de redacción, siguiendo una tramitación ambiental simplificada. También está en redacción el tramo Ronda-Algeciras, estando prevista su conclusión en breve plazo. Se está trabajando en la licitación de la redacción del proyecto para llevar a cabo actuaciones puntuales necesarias en pasos superiores para la adecuación de los gálibos. Asimismo, remarca Adif, se está trabajando en la redacción de los proyectos básicos para las expropiaciones de la reposición de SSEE (eléctricos y telecomunicaciones).

Otras actuaciones

La construcción de apartaderos que permitan el cruce de trenes de hasta 750 metros de longitud es una de las grandes reivindicaciones del Puerto de Algeciras, cuyo presidente, Gerardo Landaluce, la retomaba en su balance de final de año recordando que el Puerto había consignado hace tres años 17,5 millones de euros para ellos.

Adif explica que se está redactando el proyecto constructivo de ampliación a 750 metros de Campillos y Setenil (hace un año estaba en esa misma fase), mientras que la adecuación de las vías de apartado en Castellar de la Frontera sigue pendiente solo de su puesta en servicio. Asimismo, se ha finalizado un estudio funcional del tramo Algeciras-Córdoba, en el que se ha determinado la conveniencia de añadir otros dos puntos de cruce para trenes de 750 metros entre Algeciras y Bobadilla (en Almargen y Gaucín), “con el objetivo de profundizar en el incremento de capacidad de la línea”.

Están contratadas ya las obras de supresión de 3 pasos a nivel en el tramo San Pablo- Algeciras, en Castellar y San Roque, por un importe de 5,3 millones. Y Adif y el Ayuntamiento de Ronda están trabajando para la supresión del paso a nivel 70/696 de la línea Algeciras-Bobadilla.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios