CD Marino - Real Balompédica | Entrenadores Calderón: "La victoria pudo caer de cualquier lado, lo más justo hubiese sido un empate"

  • El técnico de la Balona destaca la aportación de los suplentes

  • El estado del campo condicionó el choque en opinión del míster

Antonio Calderón, entrenador de la Real Balompédica Antonio Calderón, entrenador de la Real Balompédica

Antonio Calderón, entrenador de la Real Balompédica

El entrenador de la Real Balompédica Linense, Antonio Calderón, aseguró tras el triunfo (0-1) que su equipo logró en Arona (Tenerife) sobre el Club Deportivo Marino que el partido fue “igualado” y que la victoria pudo “caer para cualquier lado” porque “por ocasiones lo más justo hubiese sido un empate” aunque, recalcó, los de La Línea salieron “a por el triunfo desde el minuto uno”. Calderón subrayó la aportación de los que salieron desde el banquillo y la importancia que tuvo en el desarrollo del duelo el estado del terreno de juego.

“Era la primera jornada de liga, después de mucho tiempo sin competir y con un campo que no estaba en las mejores condiciones, pero los dos equipos lo dieron todo y fue un partido disputado, entre dos equipos que buscaron la victoria”, valoró el preparador albinegro.

Estamos muy satisfechos porque hemos hecho un partido muy serio fuera de casa y además hemos conseguido el premio del gol”, reflexionó. “Hubo pocas ocasiones, pero creo que buscamos el triunfo desde el minuto uno y eso es lo que queremos que sea la Balompédica, un equipo ambicioso, que vaya del minuto uno al noventa a por la victoria. Unos días ganaremos, otros no, esta vez nos tocó hacerlo y creo que es motivo para celebrar”.

“Sabíamos qué tipo de rival era el Marino. Ha sido capaz de traer dos o tres futbolistas de Segunda B y sabíamos que en su campo nos iba a dar mucha guerra, porque tiene mucha calidad, siempre trata de proponer”, detalló. “Dimas arriba le da mucha profundidad, porque cualquier balón que llega lo pelea, te la deja por ahí y cuenta con gente de segunda línea que llega bien”.

“En ningún momento pensamos que por ser un recién ascendido iba a ser una bicoca, porque si está en Segunda B es por méritos propios y además cuenta con futbolistas de bastante nivel, no sé cómo se comportará fuera, pero en su campo va a dar mucha guerra”, vaticinó.

“De hecho el partido ha sido muy igualado, podría haber caído para cualquier lado y al final lo ha hecho para el nuestro, aunque por las ocasiones que ha habido lo más normal igual hubiese sido un empate”, admitió.

Los partidos se suelen decidir en los últimos minutos y siempre hay que respetar al rival, además de que el estado del terreno no nos permitía hacer nuestro juego, porque el balón no rodaba bien y las evoluciones  eran complicadas”.

“En el primer tiempo la ocasión más clara del Marino llega porque quisimos controlar el balón cuando el campo no lo permitía y competir significa también llegar con vida a los últimos momentos y nosotros tenemos en el banquillo a gente que nos ha dado mucho aire”, finalizó Calderón.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios