Real Balompédica Linense

Pandalone, en modo cazafantasmas

  • El presidente arremete contra "el sector crítico de la Balona" que pone en tela de juicio la finalidad de cualquier decisión que toma

  • "El club no se ha vencido ni a áreabes ni a chinos ni a rusos", irozina

Raffaele Pandalone, durante su comparecencia ante los medios Raffaele Pandalone, durante su comparecencia ante los medios

Raffaele Pandalone, durante su comparecencia ante los medios / M.B.

El presidente de la Real Balompédica, Raffaele Pandalone, lanzó este viernes un mensaje a quienes entiende que solo tratan de ponerle piedras en el camino y aseguró que lejos de plantearse dejar el club en otras manos lo que pretende seguir adelante con su proyecto y prueba de ello es que trabaja en la confección de un filial senior para la próxima temporada “para que los chavales de La Línea tengan una oportunidad de jugar en casa cuando acaban su periodo de cantera”.

Raffaele Pandalone está cansado de contratiempos innecesarios. De que cada decisión suya sea contestada, sin apoyarse en ninguna base sólida, a través de las redes sociales. Eso lo dice abiertamente. Y de que se ponga en duda su honradez y los fines de su estando en La Línea. Eso no lo dice, al menos así de rotundo, pero se lee entre líneas.

El empresario romano aprovechó una rueda de prensa que disfrazó de que pretendía dar a conocer la futura relación de filialidad con el Zabal –que ni tan siquiera está por escrito- para plantar cara a malintencionados y difamadores, porque siente que tanto comentario adverso puede incluso acabar repercutiendo en los ingresos de la entidad.

Panadalone se quejó de que cualquier movimiento que realiza encuentre la presunción de culpabilidad por parte “de los críticos de la Balona” y defendió su gestión.

“Si este acuerdo con el Zabal hay alguien que quiera criticarlo por criticarlo, que lo haga, yo tengo muy claro mi idea y el club no está en venta, ni se ha venido esta semana a ningún árabe, ni a chinos ni a rusos como se ha dicho en los últimos días, sencillamente porque yo no quiero irme, quiero acabar mi proyecto en la Balona y porque además nadie vino a lo largo de este año a decirme que quería poner dinero”, sostuvo con vehemencia.

En la primera entrevista que concedí cuando iba a ser presidente dije que entonces entendía que la gente desconfiase de mí”, recalcó en referencias a sus primeras palabras en Europa Sur. “Lo que no entiendo es que ahora todo lo que hago tenga un por qué. Simplemente, es mi proyecto”.

“La crítica es positiva, pero desde que llegué hay un sector al que no puedo considerar afición de la Balona, sino críticos de la Balona, que juzgan las cosas sin ni siquiera esperar a que empiecen”, abundó.

“No me gusta ponerme medallas, pero tuve que oír esos comentarios cuando vino el míster, cuando llegó Kibamba, cuando firmamos con Legea… y ahí están los resultados”, recordó. “Yo siempre actuó por el bien de la Balona”.

Pandalone aprovechó su comparecencia para confirmar que va a apuntalar la plantilla en el mercado de invierno y para expresar su satisfacción por el rendimiento de todos los futbolistas en cada partido. “Se dejan la piel en el campo”, recalcó.

Con respeto a posibles traspasos aseguró que no solo hay interés por Kibamba, pero recalcó que el club no cuenta con una oferta formal por ningún integrante del plantel.

La entidad contará con un filial senior y el Zabal asumirá la cantera

El presidente confirmó que la próxima andadura la entidad contará con un segundo equipo senior y  que establecerá una relación de filialidad con el Atlético Zabal, una información ya detallada por este periódico hace una semana.

El mandatario explicó que si aún ese acuerdo no está firmado y presentado es porque la Balona quiere “respetar el contrato de filialidad con el Balón Linense”, que hasta ahora asumía la gestión de las categorías inferiores. Dicho pacto se prolonga hasta el 30 de junio

“Para el futuro de nuestro equipo, es necesario que cuente un filial”, dijo Raffaele Pandalone, que confirmó la información desvelada por este periódico de que el capitán Ismael Chico y el Team Manager Carlos Guerra, que salieron de la cantera zabalista, han tenido un papel decisivo para que estas conversaciones lleguen a buen fin.

El presidente dejó en el aire la categoría en la que militará este equipo senior (en principio condenado a arrancar en Tercera Andaluza) y dónde se entrenará.

“Lo que pretendemos es que los chavales de La Línea tengan la oportunidad de jugar en un equipo de la Balona después de acabar con su periodo de cantera y no se tenga que ir de La Línea, no es que estemos buscando un negocio”, se defendió Pandalone. “Hay que trabajar para sacar jugadores de aquí, queremos darle esa oportunidad”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios