Cultura

Jimena se mueve al ritmo de Macaco

  • Los barceloneses echan el cierre de la novena edición del Festival Internacional de Música con una actuación multimedia · El público participa de forma activa en la presentación del disco 'Puerto Presente'

Comentarios 1

El concierto de Macaco puso el broche de oro a la novena edición del Festival Internacional de Música de Jimena de la Frontera tras cuatro días de intensa actividad. Varios miles de personas se congregaron desde primeras horas de la noche del sábado al domingo en el Paseo de la Constitución a la espera del cabeza de cartel del festival. Entre ellos, tanto jóvenes seguidores de la banda barcelonesa como personas de más edad a los que picaba la curiosidad por conocer lo que esta proponía. El concierto cumplió las expectativas de los primeros e incluso agradó a los segundos.

Dani Macaco salía al escenario acompañado por una decena de músicos y un discjockey, quienes durante casi dos horas ofrecieron un espectáculo multimedia en el que se entremezclaban la música en vivo y las secuencias de vídeo proyectadas sobre una pantalla gigante al fondo del escenario. A lo largo de todo el concierto, no se dejó de jugar con la simbología de las imágenes ni con otros elementos como las señales de comunicación marítimas, de donde proceden los símbolos de la bandera amarilla y azul y el faro de la portada de Puerto Presente, el último disco de la banda.

Precisamente fueron canciones de este trabajo los conformaron el grueso del repertorio, en el que no faltaron temas clásicos de Macaco, como Con la mano levantá, con el que se cerraba el concierto.

La filosofía que impregna el fondo de las letras se veía envuelta en una presentación con un único fin: hacer moverse al personal tal y como reza el estribillo de su último éxito. De hecho, a lo largo del concierto, Macaco consiguió que el público se sentase, se levantase, diese palmas, saltase, imitase el movimiento de las luces de un faro y cantase a capella algunos de los estribillos más sonados de la banda.

La fuerza del directo no se vio mermada ni siquiera en el tema pseudo-unplugged en el que, sólo acompañado por una guitarra, Dani Carbonell pretendía presentar una canción tal como es en su nacimiento.

El punto culminante del concierto llegaba al final, cuando Macaco agradecía a sus seguidores la fuerza de su boca a boca, un movimiento que lo ha alzado a los primeros puestos de las listas de las radios comerciales españolas. Era el preámbulo de Moving, el single más escuchado de Puerto Presente y en el que el público tenía reservada una cuota de participación importante.

Después, manos levantadas para despedir a una banda que será recordada por la fuerza de su directo, como se pudo disfrutar con Incomunicados, tocando, bailado y saltado en el bis. A la finalización del concierto, el habitual barullo de fans a la caza de un autógrafo o una foto con el grupo fue dando paso a un más relajado ambiente de madrugada en los bares y barras de los alrededores del Paseo. La novena edición del Festival Internacional de Música de Jimena ya era historia.

Como preludio a esta última actuación, el guitarrista granadino Andrés González, ganador del primer certamen de Músicos Callejeros organizado con motivo del festival jimenato, deleitó al público. González, integrante de la banda Luzaire, deleitó durante el fin de semana a los asistentes al festival con temas de rock andaluz, entre los que no podía faltar alguno de Triana, y otros estilos más actuales. Hasta cuatro artistas de diversos puntos de España han participado en esta primera edición del concurso integrado en el festival jimenato.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios