Cultura

Clásicos juveniles

Aventuras, Reino Unido-España, 2013, 96 min. Dirección: Jonathan Newman. Guión: Christian Taylor, Matthew Fuman. Fotografía: Unax Mendía. Música: Fernando Velázquez. Intérpretes: Michael Sheen, Lena Headey, Sam Neill, Ioan Gruffudd, Aneurin Barnard, Keeley Hawes, Tristan Gemmill. Cines: Al-Ándalus Bormujos, Arcos, Cineápolis.

Se agradece que después del ampuloso saqueo posmoderno de Guy Ritchie a los territorios de la aventura holmesiana, películas como ésta, una co-producción hispano-británica con cierto alarde de gasto y lustre, recupere sin tapujos ni coartadas de actualidad las esencias del viejo cine de aventuras juveniles de origen literario con misterios, pasadizos, claves secretas, juegos de disfraces (cortesía del personaje de Michael Sheen) y oportunos golpes de efecto.

Estamos en la Inglaterra victoriana de 1885, y nuestros protagonistas, dos hermanos de buena familia, tendrán que ingeniárselas para reencontrarse y recuperar a sus padres secuestrados en una siniestra isla escocesa por un malvado Sam Neill que pretende hacerse con la caja del Rey Midas para conquistar el mundo con sus poderes mágicos.

La película que dirige con profesionalidad funcionarial Jonathan Newman sigue fiel el esquema y las situaciones de su guión de serie B (basado en la novela de G.P. Taylor) y no se deja devorar ni por la tentación de sus efectos visuales ni por la desmedida y cansina banda sonora sinfónica de Fernando Velázquez, lo que convierte a esta primera entrega de la que promete ser una saga en un entretenimiento frugal y ligero sin mayores ni menores pretensiones.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios