Concentración suboficiales Militares se concentran en Cádiz: "Estamos hartos de que se nos gratifique sólo con elogios"

  • La asociación de suboficiales Asfaspro reclama una retribuciones justas y una valoración de la profesión castrense, "que está ahí ante cualquier catástrofe"

  • Los profesionales, sin uniforme y con mascarillas, se han manifestado en varias ciudades del país.

Concentración por unas retribuciones dignas de los suboficiales en Cádiz.

Concentración por unas retribuciones dignas de los suboficiales en Cádiz. / Jesús Marín

Militares gaditanos han participado este sábado en una concentración para reivindicar su "dignidad profesional" y "una valoración adecuada de la profesión castrense". "Como en cualquier colectivo profesional, la formación, la experiencia, la disponibilidad… deben valorarse, y esta valoración debe incluir también algo que no tenemos, unas retribuciones justas y dignas", han leído en un manifiesto en Cádiz, que también se ha repetido en manifestaciones en diversas ciudades del país.

La convocatoria de la Asociación Profesional de Suboficiales de las Fuerzas Armadas (ASFASPRO) ha reclamado así "alto y claro que los militares necesitamos con urgencia ver en nuestras nóminas de cada mes el reconocimiento a nuestra profesión". "Porque nuestras retribuciones, las peores de la administración, llevan años en una situación grave, como ya definió la Comisión de Defensa del Congreso a principios de 2018. Han pasado casi tres años desde entonces y estamos peor".

"Cada vez que sucede una catástrofe, del tipo que sea, los hombres y mujeres de las Fuerzas Armadas somos el último recurso del Estado y damos un paso al frente sin dudar", han añadido en el acto, sin uniformes y con mascarillas guardando la distancia de seguridad. Los militares gaditanos han participado activamente en la operación Balmis en la provincia, con numerosas actuaciones desde el inicio de la pandemia del coronavirus.  "Estamos hartos de que se nos gratifique solamente con elogios y buenas palabras",  afirman.

Desde Asfaspro recuerdan que los militares en activo tuvieron su última reforma retributiva con el ministro José Bono, "necesaria porque en palabra del mismo, no era justo que un brigada con 21 años de servicio cobrara menos que un mosso d’esquadra acabado de salir." "Hoy estamos peor, mucho peor. Cualquier guardia civil o policía recién egresado de su centro de formación tras un solo curso de nueve meses tiene una nómina superior a la de un teniente de las Fuerzas Armadas o cualquier suboficial con más de treinta años de servicio, y dobla lo que gana un soldado". De hecho, añaden, suboficiales de las Fuerzas Armadas "están opositando para quitarse los galones y convertirse en guardia civil (con mucho menos tiempo de formación y categoría profesional más baja) para tener la nómina adecuada que merece su familia".

Los suboficiales creen que es el momento de reconducir esta situación y también que se reconozca su formación. "El único ámbito educativo en el que a los alumnos se les niega gran parte de la formación cursada es el militar".

Defensa defiende que ya ha iniciado el proceso de revisión de las retribuciones de los militares con un incremento de 175 en gastos de personal en los Presupuestos para 2021, que se reflejarán en la subida pactada para todos los funcionarios públicos y la mejora del componente singular del complemento específico.

Sin embargo, las asociaciones profesionales de las Fuerzas Armadas denuncian que este incremento es insuficiente, ya que calculan que se traducirá en un aumento de solo 24,4 euros mensuales en las nóminas de los militares y está lejos de la subida de 10 euros lineales que habían pedido como inicio de las negociaciones

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios