Algeciras CF Un final sin gracia siete temporadas después

  • El Algeciras, que ha jugado por ascender o no descender en las seis últimas campañas, llega al último mes en una situación calcada a la de 2012, con aquel equipo que tuvo Yiyi, Eslava y Tobali

  • La plantilla de Fajardo, de vacaciones de Semana Santa hasta el próximo lunes

La derrota del Algeciras ante el Córdoba B que dejó sin opciones a los albirrojos en 2012. La derrota del Algeciras ante el Córdoba B que dejó sin opciones a los albirrojos en 2012.

La derrota del Algeciras ante el Córdoba B que dejó sin opciones a los albirrojos en 2012. / Erasmo Fenoy

El Algeciras CF, de parón por la Semana Santa, se va unos días de desconexión. Cuando el equipo de Emilio Fajardo regrese al trabajo el próximo lunes, los albirrojos afrontarán una recta final de temporada turbulenta ya que necesitan algo más que un milagro para intentar mantenerse en la pelea por la liguilla de ascenso. A cinco puntos del cuarto con doce por jugarse y varios rivales de por medio se antoja cuestión de tiempo que la guillotina cumpla con lo que toda la afición ya da por hecho.

El algecirismo, entre la decepción y el hartazgo, se prepara para un final de liga sin tensión, sin historia, sin gracia, algo impropio durante los últimos años en el Nuevo Mirador. De hecho, en las seis últimas temporadas el Algeciras siempre ha estado jugando por ascender a Segunda B o por no descender a Tercera. Hay que remontarse a la campaña 2011/12 para ver a un Algeciras sin objetivo antes del último partido.

La montaña rusa algecirista viene de vivir dos fases de ascenso consecutivas, la frustrada el pasado curso en Ibiza con José Antonio Asián (17/18) y la malograda desde el punto de penalti en Astorga con David Guti (16/17). Los cuatro años anteriores, el club albirrojo encadenó sonrisas y lágrimas con el descenso de Mere-Guti (15/16), el ascenso histórico de Mere (14/15), el rocambolesco descenso en la promoción con Manolo Sanlúcar (13/14) y el salto de categoría memorable ante el Tropezón con el propio Sanlúcar (12/13). Cualquiera se aburre.

La plantilla albirroja de la 2011/12 era casi de la casa con jugadores de la comarca

El punto de inflexión antes de esta media docena de temporadas no apta para cardiacos se produjo en la mencionada andadura 2011/12. El algecireño Diego Pérez Yiyi, cabeza visible de aquel proyecto cantera 2015 y el hombre que rescató a los albirrojos de la Primera Andaluza, empezó al frente de un equipo muy, muy de la casa con una plantilla de algecireños y algún que otro jugador de la comarca. Yiyi dimitó en enero de 2012 de forma inesperada tras chocar con la directiva. El técnico alegó que el proyecto de cantera había pasado a segundo plano en un entorno donde ya se quería aspirar sí o sí al ascenso. También es verdad que la fricción llegó como consecuencia de una mala racha de resultados y la lesión del portero jimenato Mateo, uno de los baluartes de aquel equipo.

Tomó el testigo Andrés Eslava, la mano derecha de Yiyi entonces, con el Algeciras a cuatro puntos del cuarto y casi toda la segunda vuelta por delante. Los albirrojos se mantuvieron en la puja hasta que a falta de cinco partidos dejaron escapar una victoria fundamental en El Puerto en el tiempo de descuento. Álex Expósito, que el pasado domingo jugó con el Conil en el Nuevo Mirador, empató y mató la esperanza algecirista. “El sueño se desvanece”, tituló la crónica de este diario. La cuarta plaza quedaba a cuatro puntos con doce por jugarse. Casi como ahora, con la diferencia de que ese Algeciras solo luchaba a brazo partido con el Coria. La jornada siguiente los de Eslava ganaron por la mínima en casa al Marinaleda pero después perdieron con el Córdoba B, también en el Nuevo Mirador, y el técnico, que no atendió a los medios, presentó su dimisión el día siguiente sin atender de nuevo a las preguntas de los informadores. Llegó al rescate el incombustible Cristóbal Torres Tobali para apurar las opciones en los dos últimos partidos, sin embargo el Algeciras cayó en su visita a El Palmar ante el todopoderoso líder de aquel grupo X, un Sanluqueño que terminó con 89 puntos, 30 más que los rojiblancos. Los de Tobali supieron al descanso que el Coria había ganado y garantizado su clasificación para la liguilla. La jornada final fue en un Mirador casi desértico (400 personas)... ante el Conil con un empate.

El Algeciras cerró un ciclo en mayo de 2012. Sexto con 59 puntos (en una liga de 20 equipos), a nueve del cuarto, concluyó un equipo con jugadores como Mateo, Nandi, Benítez, Berlanga, Máiquez, Marcelino, Mena, Alexis, Iván, Javi Chico, Dani Venegas, Juanjo, Mario, Willy, Nacho Fernández, Alvi, George o un Francis Ferrón que hizo 15 goles.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios