Algeciras CF | Fase de ascenso a Segunda B Ballesté: "Esta eliminatoria podría haber sido de campeones"

  • El presidente del CD L'Hospitalet celebra el "ambiente" y sólo lamenta la "distancia"

Ballesté (i), en la presentación de Risueño. Ballesté (i), en la presentación de Risueño.

Ballesté (i), en la presentación de Risueño. / CELH

Santiago Ballesté, el presidente del CE L’Hospitalet, afronta con entusiasmo la eliminatoria por el ascenso a Segunda B con el Algeciras CF porque supone el encuentro “entre dos clubes históricos”. El dirigente únicamente lamenta “la distancia” entre las dos ciudades y considera que este duelo “podría haber sido perfectamente una eliminatoria de campeones”.

Ingeniero y empresario reconocido en el área de Barcelona, Ballesté cumple tres años al frente de la directiva que trata de devolver al Hospi a la división de bronce, donde ha pasado más de una veintena de andaduras. La pasada temporada el club peleó por el ascenso, pero quedó eliminado a las primeras de cambio, como también le ocurrió al Algeciras (en Ibiza). Vidas paralelas de dos grandes entidades otras muchas similitudes como las dimensiones del estadio, el lastre de una deuda económica o el proyecto de subir.

“Yo creo que el Algeciras y nosotros éramos dos de los equipos que nadie quería en el sorteo por el potencial y la historia de los clubes”, expresó Ballesté, que amablemente atendió a Europa Sur en uno de sus viajes. “Podría haber sido perfectamente una eliminatoria de campeones porque son dos equipos con mucha historia, dos gallitos como se suele decir con todo el respeto para los demás”.

Si no quedas primero, ascender es complicado, lo sabemos y tenemos la experiencia reciente de la pasada temporada, pero vamos con la máxima ilusión del mundo”, reconoce el mandatario, que ahora traslada el balón al terreno de juego, nunca mejor dicho: “La suerte está echada, ahora solo queda disfrutar del ambiente, afrontarlo lo mejor posible y que los futbolistas decidan en el campo”.

Ballesté sólo lamenta los mil kilómetros que separan “dos de las grandes ciudades del Mediterráneo”. “La distancia es el mayor hándicap de esta eliminatoria. Nosotros por lo pronto hemos tenido muchos problemas para viajar por la final de la Copa del Rey en Sevilla y para los aficionados va a ser muy difícil, también entiendo que para ellos a la vuelta”, explica.

"La suerte está echada; solo queda disfrutar y que los futbolistas decidan en el campo"

Ballesté, no obstante, se queda con todo lo positivo del emparejamiento: “Estamos contentos por ir a Algeciras porque la gente del sur es cojonuda”, dice con naturalidad. “Creo que la simpatía es un rasgo que compartimos”, agrega antes de agradecer “el trato y la cordialidad por parte de la directiva del Algeciras. Tanto ellos como nosotros nos hemos ofrecido a dar facilidades”.

El presidente del Hospi muestra total confianza en su equipo: “Tenemos una plantilla estupenda, muy buena y confiamos en nuestras posibilidades. Siempre he dicho que tener un buen vestuario, un grupo unido, te hace mejor que un conjunto que solo sean nombres”, sostiene.

Ballesté da por hecho los lazos que brotan de este tipo de enfrentamientos: “Los playoffs siempre dejan vínculos de amistad. Este club ha vivido muchos y yo tengo la experiencia del pasado año con el Nájera. Caímos eliminados pero hemos mantenido la amistad durante la temporada”, dice.

El L’Hospitalet busca como el Algeciras un huída hacia arriba:“Llegué en una situación complicada en lo económico y poco a poco vamos saneando y descargando deudas, creo que hasta en ese sentido tenemos similitud con el Algeciras”.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios