Real Balompédica Linense

El árbitro del Balona-El Ejido, en el punto de mira

  • Pita Guzmán Mansilla, el mismo de la pasada campaña en el Municipal

Guzmán Mansilla, durante el Balona-El Ejido del curso pasado Guzmán Mansilla, durante el Balona-El Ejido del curso pasado

Guzmán Mansilla, durante el Balona-El Ejido del curso pasado / Erasmo Fenoy

Las circunstancias han colocado bajo los focos al colegiado jiennense José Luis Guzmán Mansilla, designado por el Comité Nacional para el encuentro de la duodécima jornada en el grupo IV de Segunda B que el próximo domingo (12:00) dirimirán en La Línea la Real Balompédica y el CD El Ejido 2012.

El conjunto almeriense llega escocido por los últimos arbitrajes y además le asignan un trencilla con el que solo conoce la derrota, una de ellas, en el mismo escenario en el que jugará su próximo duelo.

El CD El Ejido 2012 está escaldado con los arbitrajes. El pasado domingo su derrota a manos del Talavera en casa (0-1) colmó el vaso de la paciencia después de una temporada en la que la labor de los jueces está quedando constantemente en tela de juicio. Ante el bloque talaverano el conjunto celeste cayó con un penalti discutido (por su hinchada) y sin que el trencilla murciano Salvador Lax Franco decretase otro a favor de los de casa que solicitaron con insistencia sus aficionados.

El entrenador, Alberto González, fue bastante comedido cuando fue preguntado por esa circunstancia, aunque deslizó su queja: “El árbitro entendió que ese era penalti y los otros no lo eran; nos adaptamos y listo. Toca competir contra eso”, dijo.

El capitán, el exbalono Javier Gutiérrez Javilillo, tampoco es que eleve el tono de las quejas en público, pero deja patente su malestar: “El penalti que nos pitan en contra creo que es complicarse la vida. No se veía clara la acción como para pitar penalti, pero el colegiado lo hizo”, comentó. “Son circunstancias ante las que nosotros no podemos hacer nada, nos dedicamos a jugar y a hacer nuestro trabajo lo mejor posible”, recalcó.

“Se puede hablar de los árbitros y opinar, pero no vas a cambiar ya nada, pitó un penalti, pierdes 0-1 y no queda otra que mirar ahora hacia otras cosas, porque tenemos que mejorar en muchas facetas”, añadió.

“El plano arbitral no nos está favoreciendo últimamente, y en casa menos, pero no quiero darle tampoco mucha bola porque siempre es la misma historia”, sentenció.

Lo cierto es que el joven árbitro Guzmán Mansilla lleva tres temporadas en la categoría y El Ejido perdió los tres partidos en los que coincidió con él: 0-3 ante el Granada B en la 2016-17 y 2-0 en La Línea y 4-2 en San Fernando el curso pasado.

Guzmán Mansilla tiene colgado el sambenito de ser muy rápido a la hora de mostrar tarjetas. Y eso que esta temporada ha bajado de las 6,92 que promedió la campaña pasada hasta las 5,33 y que solo ha mostrado una cartulina roja.

No es menos verdad que esa facilidad para llevarse la mano al bolsillo levantó dudas hace un año en el entorno de la Balona, pero lo cierto es que este periódico le ha concedido tres notables (dos puntos sobre tres) en otros tantos encuentros que lleva dirigidos a los albinegros.

La primera vez fue en el estreno del césped en el Municipal después del destierro en el San Rafael, el 17 de octubre de 2016. El Córdoba B se llevó un empate (1-1). La segunda, precisamente en el Balona-Ejido del curso pasado (2-0) en el que los locales se adelantaron de penalti y los visitantes marraron otro –igual de indiscutible que el primero– por medio de Carralero. También la pasada andadura pitó el Betis B-Balona (3-2) en el que estuvo muy por encima de la defensa de los albinegros, sin cometer errores dignos de mención.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios