Comarca

Las familias de Los Barrios tendrán una rebaja del 5% en el precio del agua

  • El convenio entre la Mancomunidad y el Ayuntamiento, pendiente de firma, contempla un pago al municipio de 1 euro por cada tonelada de basura

  • Habrá 300.000 euros al año en reparaciones

Una cuadrilla de operarios de Arcgisa repara una avería en una calle de Guadacorte, en Los Barrios. Una cuadrilla de operarios de Arcgisa repara una avería en una calle de Guadacorte, en Los Barrios.

Una cuadrilla de operarios de Arcgisa repara una avería en una calle de Guadacorte, en Los Barrios. / erasmo fenoy

Los vecinos de Los Barrios tendrán una rebaja del 5% en la tarifa del abastecimiento de agua en el servicio que presta la empresa pública comarcal Arcgisa en la localidad. Es la principal medida para los usuarios recogida en el convenio de colaboración que han negociado la Mancomunidad de Municipios del Campo de Gibraltar y el Ayuntamiento de Los Barrios para implantar mejoras en sus prestaciones.

El convenio, tras meses de conversaciones, está ya ultimado y sólo a expensas de ser firmado por las partes. Cuando eso suceda, podrá ser llevado al Pleno del Ayuntamiento y al de la Junta de Comarca para su ratificación y entrada en vigor, según explicaron a Europa Sur fuentes de la negociación.

El acuerdo supone una revisión en profundidad de las condiciones del primer convenio suscrito en 2006, cuando fueron transferidos los servicios municipales de agua y basura barreños a la empresa comarcal. El documento prevé una vigencia inicial de cuatro años.

La principal estipulación que beneficia directamente a los vecinos de la Villa será la ya referida rebaja del 5% del precio del agua, que sólo será aplicable a los consumos domésticos y siempre que exista excedente en la prestación, algo que ocurre en la actualidad. Como contraprestación, Arcgisa podrá elevar el recibo cada año conforme al IPC (en los últimos tres años, la entidad comarcal no ha aplicado esta revisión al alza).

El convenio recoge como otras medidas que tendrán efecto directo en los ciudadanos el paso a la facturación bimensual en lugar de la trimestral, sin que se modifique el sistema de bloques. Con este cambio, será más difícil que una familia tipo realice un consumo de agua que suponga entrar en el tercer y cuarto bloque de facturación (los más caros). Además, se pondrá en marcha un número de atención al cliente gratuito y una oficina.

El Ayuntamiento ha logrado introducir entre las estipulaciones una serie de medidas que suponen una mejora para el conjunto de la ciudadanía y otras que compensan la servidumbre que comporta para el municipio acoger instalaciones de Arcgisa como el vertedero mancomunado y la planta de tratamiento de residuos.

Uno de los puntos del acuerdo se basa en el pago de un canon a favor del Ayuntamiento de un euro por cada tonelada de basura que sea depositada en el vertedero, que se pagará trimestralmente y sin que se pueda repercutir en las tasas a los usuarios.

Este canon supondrá un desembolso anual estimado de 215.000 euros, dado que en 2016 -último año con datos disponibles- las instalaciones recibieron 213.351 toneladas de basura de los siete municipios de la comarca, Gibraltar y Ceuta.

Como el acuerdo es para cuatro años, el impacto de esta medida en las cuentas municipales sería de unos 860.000 euros. El canon tendrá, además, un efecto retroactivo a 1 de enero de 2017, según detallaron los negociadores a este periódico. Este canon será de dos euros en el caso de que se construya un nuevo vertedero en la localidad.

Sobre las infraestructuras, Arcgisa queda obligada a ejecutar cada año un plan de inversiones por un mínimo de 300.000 euros anuales para mejorar las redes de abastecimiento y saneamiento. Las reformas serán decididas en una comisión mixta. También deberá construirse un nuevo punto limpio (el segundo para el municipio) durante el primer año de vigencia del convenio.

El Ayuntamiento se compromete a cambio a mantener la transferencia de los servicios de agua y basura, así como los bienes y elementos que hayan cedido a Arcgisa, incluyendo inmuebles, redes, maquinaria o vehículos, entre otros.

En materia de residuos, el convenio preconiza la puesta en marcha de un nuevo sistema de recogida de basuras que sea preferentemente bilateral -camiones que pueden cargar contenedores por ambos costados, en lugar de por la trasera-, mantener la recogida de podas y enseres y poner en marcha una campaña anual de divulgación para promover comportamientos cívicos en el consumo de agua y el depósito de residuos.

El cumplimiento de estas obligaciones para cada una de las partes (municipio y Arcgisa) será supervisado por una comisión que deberá reunirse al menos dos veces al año y tendrá entre sus labores ser el interlocutor entre ambas entidades, resolver posibles discrepancias y proponer medidas para mantener el servicio en situación de equilibrio entre costes e ingresos.

Tras los cuatro años de vigencia inicial, el convenio podrá prorrogarse anualmente hasta un máximo de ocho años en total.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios