Campo de Gibraltar

Los migrantes irregulares guardarán cuarentena y serán sometidos a test del coronavirus

  • Las pruebas las realizará el SAS en cada puerto de llegada mientras esté vigente el estado de alarma

Migrantes rescatados en el Estrecho, tras llegar al Puerto de Algeciras. Migrantes rescatados en el Estrecho, tras llegar al Puerto de Algeciras.

Migrantes rescatados en el Estrecho, tras llegar al Puerto de Algeciras. / Erasmo Fenoy

Los migrantes que lleguen de forma irregular a Andalucía mientras esté vigente el estado de alarma guardarán una cuarentena de 14 días y se les realizarán test para prevenir casos importados de la Covid-19. La delegada del Gobierno en Andalucía, Sandra García, ha analizado por videoconferencia con los subdelegados de las provincias costeras la aplicación de un protocolo para las personas que lleguen en pateras, cuya aplicación ha reclamado la Junta de Andalucía.

En esta reunión han participado también el director general de Inclusión y Atención Humanitaria, Francisco Dorado, y el general de división de la Guardia Civil Juan Luis Pérez Martínez, responsable de la coordinación de actuaciones frente a la inmigración irregular en el Estrecho de Gibraltar, mar de Alborán y aguas adyacentes.

En cada provincia costera andaluza se implantará este protocolo, elaborado por el Ministerio de Inclusión, Migraciones y Seguridad Social y uno de cuyos puntos más importantes es la preparación de un dispositivo sanitario, competencia del Servicio Andaluz de Salud (SAS), para realizar test en cada puerto de llegada.

Otra de las medidas incluye el aislamiento, durante 14 días, de todas las personas que entren desde el extranjero, que será coordinado con las autoridades sanitarias autonómicas para hacer un seguimiento de los casos.

En lo que respecta al período y lugar de cumplimiento de la correspondiente cuarentena, la Orden de Sanidad SND/403/2020, de 11 mayo, determina que estas personas deben “permanecer en su domicilio o alojamiento,” que en el caso de las personas llegadas a costa no es otro que su recurso de acogida.

El director general de Atención Humanitaria, Francisco Dorado, ha recordado que los traslados de personas migrantes a recursos de acogida situados en localidades diferentes a la de llegada tienen plena cobertura jurídica en el Real Decreto-ley 10/2020, de 29 de marzo. Esta norma establece que las operaciones de traslado de personas en el marco de la Protección Internacional y de la Atención Humanitaria son consideradas actividad esencial.

El protocolo de atención diseñado por la Secretaría de Estado de Migraciones concreta la aplicación práctica de la normativa específica en la materia, y garantiza el cumplimiento de las recomendaciones sanitarias previstas en caso de que dichos traslados tengan lugar. El protocolo, ya operativo, se sustenta en cinco líneas de actuación que van desde la distancia social, aislamiento y lavado de manos; utilización de Equipos de Protección Personal Individual; realización de pruebas diagnósticas cuando sea necesario; identificación de casos positivos y trazabilidad y cuarentena de contactos; y, por último, formación del personal.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios