Listas de espera

Más de 41.000 personas esperan una operación o especialista en el Campo de Gibraltar

  • El tiempo medio de demora es de 312 días para las intervenciones y 180 para las primeras consultas

  • Antes de la revisión de los datos, la Junta registraba solo 49 y 93 días de espera respectivamente

Fachada del hospital Punta de Europa, en Algeciras Fachada del hospital Punta de Europa, en Algeciras

Fachada del hospital Punta de Europa, en Algeciras / Jorge del Águila

Las listas de espera de los hospitales Punta de Europa y de La Línea suman 41.572 personas a la espera de que las atienda un especialista o de una intervención quirúrgica. En concreto, 5.815 pacientes están en cola para pasar por el quirófano, mientras que 35.757 aguardan la cita para la primera consulta de una especialidad. Según los datos recién publicados por el Servicio Andaluz de Salud, el tiempo medio de espera para los primeros es de 312 días, mientras que los segundos tienen una demora de 180. Pero hay especialidades en las que la espera se cuenta por años.

Estos son los datos del Campo de Gibraltar que la Consejería de Salud, ahora gestionada por el PP, ha puesto sobre la mesa en la revisión que ha hecho de las listas de espera en Andalucía. Cifras que contrastan con las que había hace solo unos meses: en junio, en la comarca se contabilizaban solo 8.253 pacientes en las listas de espera oficiales y el tiempo medio de espera que el SAS registraba era de 49 días para las operaciones y 93 para las consultas del especialista.

El desfase se explica en la inclusión en las listas de espera de personas que hasta ahora se quedaban fuera pese a estar efectivamente aguardando una operación o una consulta médica. El Gobierno de Susana Díaz trasladaba al Ministerio de Sanidad, que es quien publica los datos, solo la información requerida en los decretos de garantías, es decir aquellas visitas al especialista o intervenciones quirúrgicas con un plazo garantizado. Ahora se suman todas, con un sin garantía.

El consejero de Salud, Jesús Aguirre, criticaba ayer el “maquillaje” de estos registros por parte del Gobierno socialista. Aunque las disfunciones de estas listas van más allá de esa diferencia en las categorías de pacientes incluidas en ellas; los sindicatos han denunciado en múltiples ocasiones los trucos para suavizarlas, como no admitir más pacientes en las listas de especialidades saturadas o sacar de la garantía de plazos a los pacientes que rechazan ser atendidos en los centros concertados.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios