Coronavirus El Gobierno cierra las fronteras terrestres pero sin afectar a Gibraltar

  • Permitirá el paso solo a los españoles, residentes en España, trabajadores transfronterizos y a quienes acrediten causa de fuerza mayor

  • Fuentes de Interior aseguran que las restricciones no se aplicarán a la Verja

  • El coronabrexit no existe

Frontera de Gibraltar

Frontera de Gibraltar / Erasmo Fenoy (Campo de Gibraltar)

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha anunciado el restablecimiento del control de las fronteras terrestres a partir de la medianoche. Según ha anunciado el ministro, a partir de esa hora solo se permitirá el paso a los ciudadanos españoles, los residentes en España y los trabajadores transfronterizos, así como a las personas que acrediten una causa de fuerza mayor. También se facilitará el paso del transporte de mercancías.

No obstante, aseguran fuentes de Interior, esas restricciones no se aplicarán a la frontera con Gibraltar (tampoco a la de Andorra). Una vez dentro de España, como es lógico, serán de obligado cumplimiento las limitaciones de movimiento del estado de alarma.

La Verja quedaría así aparte de unas nuevas medidas que empezarán a aplicarse hoy mismo con el objetivo de hacer frente a la expansión del coronavirus y que se extenderán mientras dure el estado de alarma. Esta misma mañana el ministro había admitido la posibilidad de tomar esta decisión, en línea con las medidas que están adoptando varios países europeos que están limitando el paso por sus fronteras, como Portugal o Alemania. Según ha explicado Marlaska, el Gobierno español ha contactado con los ejecutivos portugués y francés para tratar el asunto.

Se trata de una decisión enmarcada en el Tratado de Schengen, que permite el restablecimiento temporal de los controles interiores. Una iniciativa "necesaria", en palabras de Marlaska. Tampoco se verá afectado el personal consular o el perteneciente a organismos internacionales. 

Interior estudia ahora sí será necesario contar con el concurso del Ejército en este control fronterizo. En cuanto a las fronteras marítimas y aéreas, se ha limitado a señalar que se pueden considerar todas las posibilidades en función de las circunstancias de cada momento.

Decreto

La resolución explica que las medidas adoptadas en el Real Decreto de estado de alarma para hacer frente al COVID-19 así como las decretadas, con el mismo fin, por otros Estados miembros de la Unión Europea y por terceros países, “conllevan directa o indirectamente serias restricciones de la movilidad dentro del propio territorio, a la entrada o a la salida”.

El restablecimiento de las fronteras terrestres se adopta ante la necesidad de “habilitar la posibilidad de restringir aquellos movimientos de personas que no vayan a poder tener continuidad hasta el punto de destino programado, bien por resultar  incompatibles con las medidas adoptadas dentro del territorio español, bien por no ser posible su continuación en o hacia otros territorios”.

También se ha tenido en cuenta, en el marco de las labores de contención del virus, la necesidad de “dar preferencia a movimientos más urgentes de personas o mercancías".

Coordinación

La decisión va a ser comunicada a los organismos responsables de la Comisión Europea, al resto de Estados miembros de la Unión Europea y a los Estados asociados a Schengen.

Esta mañana el ministro ha participado en una reunión por medio de videoconferencia con los ministros del Interior y de Sanidad del resto de países de la Unión Europea, donde ha anunciado la intención de España de reestablecer los controles en sus fronteras terrestres.

En la reunión también han participado la comisaria de Asuntos de Interior, Ylva Johansson; la de Salud y Seguridad Alimentaria, Stella Kyriakides; y el de Gestión de Crisis, Janez Lenarčič.

La UE quiere cerrar fronteras

Solo unos minutos antes de la comparecencia de Marlaska, la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, había propuesto que se restrinja el acceso a los países de la Unión Europea desde el exterior durante treinta días para contener la expansión del coronavirus, una medida que abordarán los líderes de la UE en su cumbre por videoconferencia de este martes.

Se aplicarían excepciones a la entrada en territorio comunitario de ciudadanos de la UE que regresen a casa, a personal sanitario o científicos que estén trabajando en una cura y a personas que trabajen en un país vecino y deban cruzar la frontera para ello.

Von der Leyen anunció la propuesta en una rueda de prensa junto al presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, tras una videoconferencia con los socios del G7, a los que ha informado de esta iniciativa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios