Campo de Gibraltar

La Junta investiga un nuevo vertido de lixiviados al arroyo Chorreón

  • Las muestras del incidente, sucedido el pasado domingo, son analizadas en el laboratorio de Palmones Los agentes de Medio Ambiente trabajan a doble turno para reforzar la vigilancia

Comentarios 1

La delegación territorial de Medio Ambiente en Cádiz investiga un nuevo episodio de contaminación por lixiviados en el arroyo Chorreón de Los Barrios. El suceso se produjo, supuestamente, en la mañana del pasado domingo aunque no trascendió hasta ayer que la administración andaluza mantiene abierta una actuación para determinar su origen en el marco del grupo de trabajo creado recientemente. En caso de resultado positivo, se sancionará a la entidad responsable.

Según fuentes de Medio Ambiente, el arroyo presentaba en aquella jornada espumas y un fuerte olor delator de la presencia de este tipo de residuos líquidos, por lo que se activó el protocolo de la Unidad de Calidad Ambiental (UCAM), agentes de Medio Ambiente y técnicos del grupo de trabajo. Las unidades desplazadas hasta el lugar del vertido tomaron nuevas muestras que ya están siendo analizadas en el Laboratorio de Calidad Ambiental de la Junta en Palmones con el fin de determinar, si es posible, el origen exacto.

El cauce del arroyo sufre, coincidiendo generalmente con lluvias torrenciales, vertidos de lixiviados que los grupos ecologistas vinculan al desbordamiento de balsas en el complejo de vertederos y plantas de tratamiento de residuos de Majadal de Bustos, formado por tres instalaciones. Tras el episodio, a lo largo de esta semana se están realizando nuevas inspecciones de las balsas del complejo de vertederos donde operan Gamasur Campo de Gibraltar, Carmín y Urbaser, empresa concesionaria de la mercantil pública comarcal Arcgisa.

Para el delegado territorial de Medio Ambiente en Cádiz, Federico Fernández, la Junta se ha marcado como premisa la "tolerancia cero" hacia los recurrentes vertidos de lixiviados al Chorreón y comentó que la investigación ahora abierta es la primera que asume el grupo de trabajo específico. Así mismo, desde Medio Ambiente también subrayaron que los equipos de vigilancia están trabajando a doble turno con el fin de esclarecer cuanto antes el origen de la contaminación líquida.

La Junta de Andalucía ya sancionó a Gamasur con 2.580 euros e indemnización de 1.290 por un episodio de este tipo el 28 de enero de 2012. La autoría se determinó mediante el análisis de la composición de los lixiviados. Contra Urbaser y Gamasur hay sendos expedientes sancionadores incoados por otros supuestos vertidos que se registraron en los meses de septiembre y octubre de 2012.

Además, el grupo de trabajo también pretende que se adopten medidas correctoras en los tres vertederos de Majadal de Bustos para tratar de erradicar estos episodios de contaminación. Los lixiviados del Chorreón acaban desembocando en el río Guadacorte, del que es afluente, y cuyas aguas son empleadas para el riego de explotaciones agrícolas en la zona de La Estación de Los Barrios, por lo que la presencia de restos contaminantes en estado líquido suponen un grave riesgo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios